X
Ir arriba
Mes de Sensibilización sobre el Cáncer de Mama
Aplicación española para el cálculo de riesgos por Covid-19
Covid-19 en República Dominicana
  • Infectados 257,186
  • Nuevos casos 623
  • Fallecidos total 3,385
  • Nuevos fallecidos 3
  • Recuperados 216,020
  • Críticos
  • Pruebas 1343391
<< Mapa interactivo >>

7-6. Young completó la remontada de Orioles contra su ex equipo

7-6. Young completó la remontada de Orioles contra su ex equipo
7-6. Young completó la remontada de Orioles contra su ex equipo
Foto de archivo

Foto de archivo

BALTIMORE, Estados Unidos.- El bateador emergente Delmon Young volvió a pegar un imparable ganador en la fase final de las Grandes Ligas y esta vez lo hizo ante su exequipo de los Tigres de Detroit a los que dejó en el camino.

Young, que jugó con los Tigres en las temporadas del 2011 y 2012, conectó doblete impulsador de tres carreras en la parte baja de la octava entrada y los Orioles vinieron de atrás para ganar por 7-6 al equipo de Detroit en el segundo partido de la serie divisional de la Liga Americana.

La victoria colocó a los Orioles con marca de 2-0 en la serie que disputan al mejor de cinco partidos.

El hit decisivo de Young, de 29 años, llegó al primer lanzamiento que le hizo el relevista mexicano Joakim Soria cuando las bases estaban ocupadas por el dominicano Nelson Cruz, Steve Pearce y J.J.Hardy, que se deslizó en la goma para superar el toque de «out» que intentó el receptor hispano Alex Ávila, de los Tigres.

Los bates de los Orioles volvieron a surgir imparables por segundo partido consecutivo después que la noche anterior, en el octavo episodio habían anotado un racimo de ocho carreras que les permitió ganar el primer encuentro por paliza de 12-3.

De nuevo la labor del «bullpen» de los Tigres fue nefasta y ahora tienen 27,00 de promedio de efectividad, el peor en la historia del equipo en la fase final.

Después de un «out» en la octava entrada, el relevista Joba Chamberlain le propinó un pelotazo al jardinero central Adam Jones y recibió un sencillo de Cruz.

Con los dos hombres de los Orioles en base, Chamberlain cedió otro imparable a Pearce que mandó a Jones a la registradora con el parcial de 4-6.

El piloto de los Tigres, Brad Ausmus, decidió que era todo lo que tenía que hacer Chamberlain en el montículo y llamó al Soria, que no estuvo mejor, sino todo lo contrario llenó las bases con el boleto gratis que dio a Hardy.

Si Ausmus hizo su decisión con el «bullpen» sin que le diese resultado, el que también movió ficha, y de manera perfecta, fue el veterano manejador de los Orioles, Buck Showalter, que mandó al banquillo al tercera base Ryan Flaherty y le dio el turno de bateo a Young, un veterano con experiencia en la fase final.

No pudo ser más brillante la acción de Showalter que vio como Soria falló en un recta que se le quedó en pleno centro y Young le hizo contacto para mandar la pelota al fondo del jardín izquierdo, lo suficientemente lejos, que les diese tiempo a los tres compañeros que estaban en base en tocar la goma del plato.

El delirio fue completo entre los 48.058 espectadores que llenaron las gradas del Oriole Park, de Camden Yards, que vieron como su equipo lograba una remontada que podría valer el pase a la lucha por el banderín de la Liga Americana.

Mientras que la frustración fue completa en el cueva de los Tigres que no sólo se habían dejado arrebatar la ventaja de tres carreras sino que antes, en la parte alta de la misma de la octava entrada, convertida en «maldición», pudieron también haber logrado una anotación más.

Los Tigres con un doble del bateador designado venezolano Víctor Martínez sin «outs» consiguieron la sexta anotación, pero su compatriota, el primera base Miguel Cabrera fue sacado «out» en el plato tras partir de la inicial.

Las oportunidades de llevarse el triunfo se habían acabado al finalizar la octava entrada porque en la novena, el relevista zurdo Zach Britton sacó impecable los tres últimos «outs» del partido que aseguraron a los Orioles la victoria.

El relevista Brad Brach (1-0), que hizo los dos últimos «outs» del octavo episodio se quedó con la victoria después que el abridor taiwanés Wei-Yn Chen y Kevin Gausman trabajaron tres carreras y dos tercios cada uno.

La derrota fue para Soria que en dos tercios de entrada permitió un hit y una carrera limpia, la que anotó Hardy al que le había dado la base por bolas que llenó las almohadillas.

De nuevo Martínez, que se fue de 4-2 con dos impulsadas y una anotación, junto con el jardinero izquierdo de origen cubano J.Martínez, que tuvo de 4-1, una carrera anotada, y tres producidas fueron los mejores en la ofensiva de los Tigres.

La serie se traslada al Comerica Park, de Detroit, donde el domingo se disputará el tercer partido de la serie con el abridor estelar David Price por los Tigres y el mexicano Miguel González, que lo hará con los Orioles

Comenta con tú facebook

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *