x

Acusados en operación Gaviota se integraban a iglesias evangélicas para captar a sus víctimas

esquema fraudulento
Integrarse a las iglesias especialmente evangélicas fue uno de los supuestos modus operandi por los acusados en la operación Gaviota. Foto: fuente externa.
Escuchar el artículo
Detener

Santo Domingo.- Integrarse a las iglesias especialmente evangélicas fue uno de los escenarios escogidos y de los supuestos modus operandi por los acusados en la operación Gaviota para captar a las nuevas víctimas de la estafa, según la solicitud de medida de coerción del Ministerio Público.

De acuerdo a la instancia, los vinculados a la presunta red que captó más de RD$3,000 millones bajo la empresa Investor Winner, para cometer el flagelo se valían de donaciones y aportaciones a través de una Organizaciones No Gubernamentales (ONG).

Por el caso, al menos 10 pastores evangélicos se encuentran entre el grupo de las 274 personas afectadas por el fraude.

Según el MP otro de los métodos empleados consistía en reclutar a los inversores incautos y los convencían para que invirtieran dinero en el esquema. Los nuevos inversores aportaban su capital creyendo que estaban realizando una inversión legítima”

Asimismo señala que creaban empresas para captar valores del público sin poseer los permisos ni registros correspondientes ante la Superintendencia de Bancos ni la Superintendencia del Mercado de Valores.

También sostiene que cuando el esquema colapsó, los estafadores cediendo sus acciones en las empresas a terceros y cerrando las cuentas bancarias.

Asimismo, la acusación hace hincapié en que mediante maniobras fraudulentas, la organización delictiva les aseguraba a las víctimas aumentar sus inversiones y ganancias del 10% al 30%.

En la instancia del órgano acusador se presentó cargos formales en contra de ocho personas físicas y 15 empresas o personas morales implicados en la Operación Gaviota:

Las personas vinculadas son: Rafael Martínez Batista, Eridania García veloz de Martínez, Joanna del Cristo Amparo de Jiménez, Rafael Martínez Colón, Junior Ariel Espinosa Martínez, Carlos Manuel Jiménez Maurio, William Félix Esquea D’ Óleo y Lucia Martínez Colón.

Mientras que las empresas que figuran son: IXI Intermencom S.R.L., Guro Investments S.R.L., Yirewall S.R.L., Cooperativa de Ahorros Créditos y Servicios Múltiples de Emprendedores Educativos (COOPEES), Investor Winner IW S.R.L., Vagary Consulting S.R.L., Inversiones Cataleya S.R.L., Gratia Plena S.R.L., Ghanima Corporation S.R.L., Taufik Investments S.R.L., Jalizca Family Inmobiliaria S.R.L., Fundación Doña Francisca Martínez, Grupo Fasurielva S.R.L., Inmobiliaria Luz del Ángel S.R.L., y Antoni Carpio y Construcciones S.R.L.,.

La estructura que operó desde finales del pasado 2020 hasta septiembre del año 2022, utilizaba medios tecnológicos para perpetrar la estafa, empleando redes sociales como Instagram, Facebook, WhatsApp y Telegram para atraer y engañar a las víctimas.

“Para captar estas víctimas usaban inicialmente el sistema de referencias por los que llamaban “asesores”. También, crearon páginas web y perfiles de redes sociales, con el objetivo captar víctimas sin importar el lugar donde se encontrarán, y dar apariencia de seriedad a las empresas utilizadas en el esquema de estafa. Inmediatamente colapsó el esquema, eliminaron las páginas web y borraron el contenido de las redes sociales”, cita el documento.

Publicidades que utilizaban en las redes sociales, según el Ministerio Público
Comenta con facebook