En Vivo
Combustibles
Gasolina Premium
RD$: 240.30
Gasolina Regular
RD$: 227.20
Gasoil Premium
RD$: 195.60
Gasoil Regular
RD$: 186.50
GLP
RD$: 113.30
Gas Natural
RD$: 28.97
Divisas
Divisa
Compra
Venta
Dólar
48.90
49.40
Euro
58.00
65.00

Afán de castigar

Lilliam Fondeur

La cadena de despropósitos legislativos hoy tiene un nuevo eslabón. Los diputados aprobaron un proyecto que aumentaría las penas a los menores en conflicto con la ley.

Se les olvida, sin embargo, que los niños y niñas en conflicto con la justicia son el producto de esta sociedad, de este sistema: son los expulsados del paraíso de la nación que algunos creen que tenemos.

Ahora me pregunto de cuánto va a ser la condena para la sociedad que enseña a los niños y adolescentes a delinquir para luego condenarlos a diez o quince años de prisión.

¿De cuánto será la condena para la sociedad que produce delincuentes y antes de ser adultos les quita la libertad encarcelándolos?

¿De cuánto va a ser la condena para una sociedad que genera este tipo de comportamiento, inseguridad y les niega la posibilidad de jugar en las calles?

La sociedad no es un cuerpo etéreo, tiene maestros y profesores. Este sistema que hoy pretende condenar a los niños, niñas y jóvenes, se ha encargado de educarlos con sus malos ejemplos.

La sociedad los lleva a delinquir, con la desprotección, la miseria, la inseguridad, la indigencia y los lleva a eso con la falta de empleo, en esencia les ha enseñado a perder la dignidad.

¿A qué debemos tanta celeridad de los diputados? ¿A qué responden estos aspavientos de justicieros? ¿Es esa misma la cámara que ha sido albergue de violadores, sustractores y pedófilos? ¿Son los niños en conflicto con la ley los culpables del declive nacional?

Que no nos arropen con su ruido y su mal dirigido afán de castigar.

Estamos en la nación del castigo selectivo. Necesitan chivos expiatorios para poder explicarles a los gobernados cómo llegamos a este país del miedo.

Si los legisladores necesitan castigar a alguien no deberían ir muy lejos, si en su propio grupo tienen mucho de dónde escoger.

Quieren que en la mente de la gente quede que detrás de cada atraco o robo hay un niño o una niña. Le ponen rostro a la delincuencia, pero ustedes y yo sabemos dónde empezó este drama social.

Esto empezó el día en que uno se robó lo que pertenecía a todos, y creó así una desigualdad. Ese gesto primero de latrocinio aún se sigue repitiendo y la desigualdad sigue aumentando.

¿A quién se le ocurre que encarcelando a menores de edad van a reeducarlos?

Ellos pueden condenar a los menores, pero la historia se encargará de condenarlos a ellos.

Por Liliam Fondear

@lilliamfondeur

Temas relacionados
Comenta con tú facebook

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *