En Vivo
Logo
Ir a noticiassin.com
Combustibles
Gasolina Premium
RD$: 240.30
Gasolina Regular
RD$: 227.20
Gasoil Premium
RD$: 195.60
Gasoil Regular
RD$: 186.50
GLP
RD$: 113.30
Gas Natural
RD$: 28.97
Divisas
Divisa
Compra
Venta
Dólar
48.90
49.40
Euro
58.00
65.00

Clare Weiskopf opta al Goya con "Amazona", un documental que busca el debate

Clare Weiskopf opta al Goya con
Clare Weiskopf opta al Goya con "Amazona", un documental que busca el debate

MADRID.- En “Amazona” la cineasta colombiana Clare Weiskopf ahonda en la “fascinante” figura de su madre, Valerie Meikle, como punto de partida para una reflexión sobre la maternidad con la que pretende “abrir un montón de preguntas” para generar un debate entre los espectadores.

Algo que ya ha conseguido allá donde se ha exhibido este documental que el sábado opta a llevarse el Premio Goya a mejor película iberoamericana, una candidatura de la que Weiskopft se siente “muy orgullosa”, afirma.

Especialmente porque está nominada por su primera película junto a directores a los que admira desde hace años, como la argentina Lucrecia Martel. Y ella está a su lado con un documental totalmente artesanal, codirigido con su marido, Nicolas van Hemelryck, y realizado con muy pocos medios.

“Éramos mi esposo y yo con mamá en una casa en la selva”, explica la cineasta de un proyecto que le ha llevado siete años de esfuerzos y al que, tanto ella como su marido, se han dedicado en cuerpo y alma desde 2012, cuando dejaron sus trabajos -ella periodista, él fotógrafo y arquitecto- para centrarse en el documental.

Un proyecto que empezó como una biografía de su madre, una mujer que llegó en los años sesenta a Colombia y que se encontró con una sociedad muy diferente a la de su Inglaterra natal. Ni siquiera podía salir de su casa después de las cinco de la tarde para no ser tildada de prostituta, recuerda su hija.

Pero la película se transformó en una historia sobre la maternidad, sobre cómo Val abandonó a Clare y a su hermano Diego para irse a vivir a la selva tras el fallecimiento de otra de sus hijas en la tragedia causada por la erupción del volcán Nevado del Ruiz en 1985.

Ha sido una montaña rusa de emociones”, reconoce la realizadora, para quien no fue fácil convertirse en uno de los personajes de la película. Pero, a veces, “hay que desnudarse para contar lo que uno quiere contar”, agrega.

Su objetivo era que su historia personal trascendiera más allá y llegara a los espectadores, algo que ha logrado a tenor del buen recibimiento del público en los lugares donde se ha proyectado o de los 33.000 espectadores que ha tenido en Colombia, una cifra impensable para un documental.

“La gente se conecta desde sus propias historias, había un riesgo de que se quedara en algo voyerista pero trasciende a ello, es una historia que hace que las mujeres se pregunten muchas cosas, sobre todo en un país como Colombia, con una sociedad muy tradicional, muy machista. Da una oportunidad para que las mujeres puedan hablar de sus temas”, explica Weiskopf.

Al mismo tiempo, la película muestra la forma admirable en que su madre se liberó de los condicionamientos sociales. Más allá de cuestionamientos personales por el hecho de haber sido abandonada, la realizadora no quería juzgar a Val.

Era más un “viaje para entender las razones por las que toma las decisiones que toma”. Por eso Val es la voz principal en el documental.

Le ha servido además para hablar con su madre. “A veces hay relaciones conflictivas con los padres y es importante hablarlas en vida”.

Ella lo hizo a través de esta película y ahora asegura sentirse más liviana. “Nunca hemos estado peleando, pero sí había cosas que quería decirle y no era capaz”, reconoce.

Y ese proceso que refleja el documental ha atraído más a público que a críticos, cuando pensaba que iba a ser justo al revés.

“Es impresionante cómo el público la ha recibido y la ha interiorizado como suya”, resalta Weiskopf, que ha recibido todo tipo de mensajes de espectadores que, tras ver el documental, le han contado sus relaciones personales o sus reflexiones sobre la paternidad y la maternidad.

Eso, asegura, “ha sido lo más increíble” porque “uno hace películas para que las vea el público”.

Temas relacionados
Comenta con tú facebook

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *