En Vivo
Logo
Ir a noticiassin.com
Combustibles
Gasolina Premium
RD$: 240.30
Gasolina Regular
RD$: 227.20
Gasoil Premium
RD$: 195.60
Gasoil Regular
RD$: 186.50
GLP
RD$: 113.30
Gas Natural
RD$: 28.97
Divisas
Divisa
Compra
Venta
Dólar
48.90
49.40
Euro
58.00
65.00

¿Cómo afecta mi bolsillo?

¿Cómo afecta mi bolsillo?
¿Cómo afecta mi bolsillo?

SANTO DOMINGO, República Dominicana.- El acuerdo firmado este martes entre los trabajadores, empleadores y el gobierno luce muy bien en papel. Las cuatro prioridades  establecidas: el respeto a las normas y derechos de los trabajadores, la creación de mayores oportunidades de empleo, la promoción de la protección social y el fortalecimiento del diálogo tripartito son importantes.

No obstante, ninguno de estos renglones apunta hacia la mayor preocupación de cualquier empleado: los sueldos y un mayor poder adquisitivo.

[jwplayer mediaid=”221561″]

Hace unos meses, el Comité Nacional de Salarios decidió aprobar un aumento de un 14 por ciento al sueldo de todos los empleados privados que percibían el salario mínimo, retroactivo a junio de este año.

En ese entonces dijimos que ese incremento representaba poco para el poder adquisitivo de una familia, no alcanzaba para comprar ni medicamentos.

Ahora, tres meses más tarde, los medios comienzan a publicar que algunos productos de la canasta básica como el arroz, habichuelas, huevos, bacalao, plátanos, azúcar, leche y ajo, por nombrar algunos, han aumentado en los últimos días. Y ni hablar de los precios de los combustibles.

O sea, que ese 14 por ciento ya comienza a esfumarse y nada en este acuerdo habla de un salario decente, un salario que le permita a un empleado vivir dignamente, comer dignamente, acceder a medicamentos dignamente, como mínimo.

Los trabajadores que hoy conocieron de este acuerdo se preguntan ¿Cómo se verá afectado mi bolsillo con este convenio?

Es innegable que hay puntos extremadamente importantes como garantizar que no haya discriminación en los empleos, ya sea por raza, color, ascendencia, estado de embarazo o VIH.

Pero mientras los trabajadores y la gente común no vea la forma en que estos acuerdos puedan traducirse en hechos concretos en su beneficio, todo esto no pasará de ser una retórica inútil que aumentará la frustración de aquellos cuyos ingresos no le resuelven sus necesidades básicas.

Comenta con tú facebook

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *