x

¿Cómo operaba la red en su mayoría de dominicanos que estafaba ancianos estadounidenses desde RD?

Investigación

Entre el listado de los 16 estafadores, se encuentran 11 dominicanos que pertenecían a la organización criminal, la cual operaba desde la República Dominicana.

Foto: fuente externa.

Santo Domingo.- Haciéndose pasar por sus familiares y alegando haber sufrido un accidente para solicitarle dinero, era una de las técnicas de persuasión empleadas por las 16 personas acusadas por el Departamento de Justicia de Estados Unidos de participar en una red de estafa contra un grupo de estadounidenses de edad avanzada.

Entre el listado de los 16 estafadores, se encuentran 11 dominicanos que pertenecían a la organización criminal, la cual operaba desde la República Dominicana.

La red denominada “Los Abridores”, y que presuntamente funcionaba desde centros de llamadas en el país engañaban a las víctimas haciéndoles creer que sus parientes se encontraban en graves problemas. Una vez que lograban su objetivo, otros de los que también operaban en los call centers, conocidos como «Cerradores», presuntamente desempeñaban el papel de abogados defensores, agentes de policía o personal judicial y convencían a las víctimas para que proporcionarán miles de dólares en efectivo para ayudar a sus seres queridos.

“Los centros de llamadas utilizaron tecnología para hacer parecer que las llamadas provenían del interior de los Estados Unidos. Por lo general, a la víctima se le decía que su nieto había tenido un accidente automovilístico, había sido arrestado en relación con un accidente y necesitaba ayuda”, sostiene comunicado del Departamento de Justicia de los Estados Unidos.

Uno de los ejemplos citados en la misiva, sostiene que le hacían creer que fueron arrestados después de haber sufrido un accidente automovilístico que involucraba a una mujer embarazada que producto del incidente sufrió un aborto espontáneo.

Por la situación, sostenían la necesidad de efectivo inmediato para pagar la fianza o a un abogado.

«Los abuelos, presas del pánico, pagaron rápidamente, a veces decenas de miles de dólares”, añade el documento.

Según los documentos de la acusación, los Cerradores, incluidos los acusados Rodríguez Guzmán, Fortuna Solano, Reynoso Ventura y Estévez, les pedían a las víctimas una cantidad de dinero para ser entregados a los mensajeros que enviaban a las casas a sus para recogerlo. 

“Otras veces, los vendedores indican a las víctimas que enviaran el dinero en efectivo por correo”. 

Una vez que se convencía a las víctimas de que dieran dinero en efectivo, los “Despachadores” del centro de llamadas, incluidos Rodríguez Serrano, Vásquez, Rosario García y Diloné Rodríguez, reclutaron y administraron una red de mensajeros con sede en Estados Unidos para obtener dinero en efectivo de las víctimas ancianas en todo el noreste de Estados Unidos.

Señala que aquellos que se desempeñaban como mensajeros, incluyendo los cinco acusados en la denuncia, supuestamente acudían a la casa de las víctimas ancianas para recoger el efectivo utilizando nombres falsos.

Los detenidos enfrentan cargos de conspiración para cometer fraude postal y electrónico, así como lavado de dinero, entre otros.

Entre los involucrados figuran Juan Rafael Parra Arias, de 41 años; Nefy Vladimir Parra Arias, de 39; Nelson Rafael González Acevedo, de 35 años; Rafael Ambiorix Rodríguez Guzmán, de 59; Miguel Angel Fortuna Solano, de 41; Félix Samuel Reynoso Ventura, de 37; Carlos Javier Estévez, de 45; Louis Junior Rodríguez Serrano, de 27; Miguel Ángel Vásquez, de 24; Jovanni Antonio Rosario García, de 45, y José Ismael Dilone Rodríguez, de 34 años, conforman el grupo acusado de dirigir la operación desde República Dominicana.

Endy José Torres Morán, de 21 años; Ivan Alexander Inoa Suero, de 32; Jhonny Cepeda, de 27; Ramón Hurtado, de 43, y Yuleisy Roque, de 21 años, todos residentes en Nueva York y que actuaron como mensajeros, completan la lista de acusados.

Comenta con facebook