En Vivo
Logo
Ir a noticiassin.com
Combustibles
Gasolina Premium
RD$: 240.30
Gasolina Regular
RD$: 227.20
Gasoil Premium
RD$: 195.60
Gasoil Regular
RD$: 186.50
GLP
RD$: 113.30
Gas Natural
RD$: 28.97
Divisas
Divisa
Compra
Venta
Dólar
48.90
49.40
Euro
58.00
65.00

Confusión en un Masters europeizado

Confusión en un Masters europeizado
Confusión en un Masters europeizado

Golf

Redacción deportes.- El vergel del Augusta National está más frondoso y cuidado que nunca (Sergio García ‘dixit’), pero el torneo que allí comienza mañana, el mítico Masters, el primero de los cuatro ‘Grandes’ del calendario, anda confuso porque se han girado muchas piezas del puzzle golfístico.

Los americanos se habían acostumbrado en la última década, y con razón, a gozar en Augusta con el dominio de Tiger Woods y, en el último tramo, a disfrutar con la alternancia de éste y su ‘alter ego’, el zurdo Phil Mickelson.

Entre ambos liquidaron la esperanza de ganar en Augusta a más de un europeo, lo que a los locales deja cierto regusto, y sólo el argentino Cabrera (2009), el sudafricano Immelman (2008), el canadiense Weir (2003) y el fiyiano Vijay Singh (2000) obviaron el dominio de los golfistas estadounidenses.

De las últimas once ediciones, ocho fueron ganadas entre Tiger, Mickelson (tres) y Zach Johnson. Y desde el segundo triunfo, en 1999, de José María Olazábal -de regreso este año a Augusta- ningún europeo se ha vestido con la Chaqueta Verde, la prenda más famosa del deporte mundial.

Este año todo es distinto. Tras la “caída” de Tiger se ha producido un cambio de papeles estelares, que se refleja con meridiana claridad en el ránking mundial.

El alemán Martin Kaymer y el inglés Lee Westwood figuran en cabeza de la lista, lo que es novedad para el Augusta más reciente, y el ritmo que marcaban hasta hace poco los pesos pesados del golf estadounidense se ha repartido por Europa.

Lo más curioso es que el dominio europeo sigue difuminado como antaño por Augusta, lo que atañe también a los españoles García, Miguel Ángel Jiménez, Álvaro Quirós y el excampeón Olazábal.

No parece que haya un gobierno de mano dura por parte de los europeos, ni tampoco los cuatro españoles se presentan en su mejor momento.

Kaymer, de 26 años y el supuesto líder en Augusta, da como favorito al inglés Luke Donald; Westwood, preguntado al respecto, se decanta por el alemán; Tiger Woods, ni sabe ni contesta y solo Mickelson, el defensor del título, figura en los pronósticos como el mejor valorado, gracias a su triunfo el pasado domingo en Houston después de un año (Masters 2010) en el dique seco.

Mickelson busca su cuarta Chaqueta Verde, lo que le igualaría en este torneo con las conquistadas por Tiger. El zurdo, ahora tercero del mundo, homenajeó en la cena de campeones a Seve Ballesteros, el otro español que ganó dos veces en Augusta.

Más allá del homenaje a Ballesteros, los cuatro españoles que juegan este año en Augusta sueñan con un papel protagonista para el domingo, aunque cada uno maneje aspiraciones distintas.

Pasar el corte sería un buen espaldarazo para Olazábal, en competición tras muchos meses de baja; Jiménez aspira a meterse entre los quince mejores, Quirós, sobrado de juego, quiere dominar Augusta y alcanzar el fin de semana en su tercera comparecencia, mientras que se espera el idilio final entre García y el campo.

El argentino Ángel Cabrera, el colombiano Camilo Villegas y el venezolano Jonathan Vegas son los tres golfistas latinos presentes en Augusta, un torneo confundido este año y alimentado con la irregularidad de Tiger y el renacimiento temprano de Mickelson.

 

Comenta con tú facebook

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *