En Vivo
Logo
Ir a noticiassin.com
Combustibles
Gasolina Premium
RD$: 240.30
Gasolina Regular
RD$: 227.20
Gasoil Premium
RD$: 195.60
Gasoil Regular
RD$: 186.50
GLP
RD$: 113.30
Gas Natural
RD$: 28.97
Divisas
Divisa
Compra
Venta
Dólar
48.90
49.40
Euro
58.00
65.00

“Cual es tu Edad”

Un cordial saludo a todos mis queridos lectores.

Siempre digo que cada cual tiene la edad que quiera tener. Yo ya peino bastantes canas, los que me conocen lo saben, sin embargo me siento como un joven de 20 o 25 años. Porque creo que el sentirse viejo o joven esta el corazón de cada cual.

Hay muchos que son jóvenes y parecen que fueran unos viejos de mas de 90 años, por eso esta en el corazón de cada cual el sentirse como quiera estar. Claro esta que ya no puedo hacer lo que hacia cuando tenia los 20 años, pero aun me defiendo para los años que tengo. Por lo menos camino, corro cuando hay que hacerlo, respiro, por el día que me dio hoy y muchas otras cosas más, y por eso le doy gracias a Dios todos los días de mi vida.

Cuentan que una tarde un nieto estaba charlando con su abuela sobre los acontecimientos actuales. Entonces, él le preguntó: ¿Qué edad tú tienes abuela? La abuela respondió: Bueno, déjame pensar un minuto. Nací antes de la televisión de colores, las vacunas contra la polio, las comidas congeladas, la fotocopiadora, los lentes de contacto, la píldora anticonceptiva y el freesbee. No existían los radares, las tarjetas de crédito, el rayo láser o los patines en línea. No se había inventado el aire acondicionado, las lavavajillas, las secadoras, y las prendas se ponían a secar al aire fresco. Gay era una palabra respetable en inglés que significaba una persona contenta, alegre y no homosexual, al que cariñosamente le llamaban una persona alocada. De lesbianas, nunca habíamos oído hablar y los jóvenes no usaban los aretes, eso solo era para las mujeres. Tu abuela y yo nos casamos y después vivimos juntos, y en cada familia había un papá y una mamá.

El hombre todavía no había llegado a la luna y no existían los aviones de propulsión a chorro para pasajeros. Nací antes de la computadora, las dobles carreras universitarias, y las terapias de grupo. Hasta que cumplí 25 años, llamé a cada policía y a cada hombre señor, y a cada mujer señorita o señora. En mis tiempos la virginidad no producía cáncer, y llegar al matrimonio virgen era muy honroso. Tener una relación era llevarse bien con los primos y parientes. Nuestras vidas estaban gobernadas por los 10 mandamientos, el buen juicio y el sentido común. Nos enseñaron a diferenciar entre el bien y el mal y a ser responsables de nuestros actos. Creíamos que la comida rápida era lo que la gente comía cuando estaba apurado. Hablando de máquinas, no existían los cajeros automáticos, las maquinas de helado en las peleterías, los radio reloj despertador, ni los hornos de microondas, para no hablar de los video cassettes ni las filmadoras de video. Si algo decía made in Japán, se le consideraba una porquería y no existía made in Korea ni made in Taiwán. No se había oído de Pizza Hut, McDonalds o el café instantáneo  ni los endulzantes artificiales. Se podía comprar un  Chevrolet Coupé nuevo por $600.00 dólares (pero, ¿quién los tenía?) Había tiendas donde se compraban cosas por 5 y 10 centavos, los helados, las llamadas telefónicas, los pasajes de guagua y la Pepsi Cola, todo costaba 10 centavos. En mi tiempo, hierba era algo que se cortaba y no se fumaba, Coca era una gaseosa y la música de rock era la que hacía la mecedora de mi abuela.

Chip significaba un pedazo de madera, hardware era la ferretería y el software no existía. Fuimos la última  generación que creyó que una señora necesitaba un esposo para tener un hijo. Ahora dime, ¿Cuántos años crees que tengo? Mas de cien contesto el nieto.  No mi amor…..!Solamente 60!

Hay muchos que piensan que los tiempos han cambiado. Yo no pienso así, si se que se ha ido modernizado las cosas, ahora todo es electrónico. Lo que si ha cambiado es la moral de las personas, para tener un hijo solo hay que acostarse no importa con quien, el caso es que me guste aunque no lo ame, eso no importa, por eso estamos como estamos, inseguridad, robos, en fin muchas otras cosas mas que Ustedes bien conocen al igual que yo.

Me despido de Ustedes dejándoles este escrito para que mediten: “Si quiero vivir en un mundo mejor y que nuestros hijos y nietos vivan en el mismo, tengo que comenzar por cambiar yo, y enseñarles a ellos a amar a Dios sobre todas las cosas, a no robar, ni matar, y amar a los demás como nos amamos nosotros mismos”

 Hasta la próxima y que el Señor los bendiga abundantemente.

Comenta con tú facebook

Comentarios

Las palabras finales de su escrito me han llegado profundamente y espero que le llegue a muchos. Hay que comenzar por cambiar nosotros si queremos que nuestros hijos y nietos vivan en un mundo mejor.
Sr. Ray, Buen escrito. En apenas 60 años el mundo ha cambiado por completo. La falta de respeto ha sido lo peor pues facilita los demas males que tiene hoy la sociedad en que vivimos. Gracias, Carlos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *