Las ausencias por lesión de las estrellas, el alero LeBron James y el pívot Anthony Davis, pero sobre todo el pobre rendimiento del español Marc Gasol y la inconsistencia de Montrezl Harrell, los grandes fichajes de la temporada baja, han convertido a Drummond en el jugador que llega como "salvador" de los Lakers.

REDACCIÓN DEPORTES.- El pívot Andre Drummond ya es el nuevo y flamante jugador de Los Angeles Lakers que acapara toda la atención dentro de los actuales campeones de liga y está listo para hacer su debut.


Las ausencias por lesión de las estrellas, el alero LeBron James y el pívot Anthony Davis, pero sobre todo el pobre rendimiento del español Marc Gasol y la inconsistencia de Montrezl Harrell, los grandes fichajes de la temporada baja, han convertido a Drummond en el jugador que llega como "salvador" de los Lakers.


Lo que hará que con la vuelta de James y Davis, cuando estén recuperados de sus lesiones, los Lakers tengan a unos nuevos "Big 3" dentro del equipo, dado que a Drummond le fue "prometida" la titularidad en las conversaciones para conseguir su fichaje.


Durante su presentación este lunes a los medios de comunicación a través de una videoconferencia, Drummond, de 27 años, se mostró convencido que los tres juntos harán que la defensa de los Lakers sea realmente muy difícil de superar, por lo que no veía la hora de debutar y sobre todo de tener a James y Davis con él en el campo.


Drummond, que no juega desde mediados del pasado febrero, cuando acordó con los Cleveland Cavaliers dejar el equipo bien mediante un traspaso, que no se dio, o la compra de su contrato, que fue lo que sucedió, adelantó que se encuentra en perfecta forma física porque ha trabajado muy duro en el gimnasio y "ansioso" por volver.


Un veterano de nueve años de experiencia en la NBA y promedios de 14,6 puntos; 13,8 rebotes y 1,5 tapones ha sido dos veces elegido al Partido de las Estrellas cuando jugaba con los Detroit Pistons.


Incapaz de llegar a un acuerdo que incluyera el salario de 29,5 millones de dólares de Drummond para esta temporada, Cleveland compró a Drummond, lo que permitió que el pívot se convirtiera en agente libre una vez que aprobara las exenciones el domingo.


Los Lakers pudo firmar a Drummond en uno de sus puestos vacantes en la lista por 794.536, la misma cantidad que le devolvió a Cleveland en la compra.


Los Ángeles tienen programado un entrenamiento mañana, martes, y el miércoles recibirán a los Milwaukee Bucks. Drummond dijo que todavía tenía que hablar con los directivos y técnicos de los Lakers sobre si jugaría contra los Bucks o esperaría a ponerse por primera vez la camiseta que llevará el número 2.


Los Lakers, aunque siguen ocupando el puesto número 1 en eficiencia defensiva esta temporada, incluso con las lesiones de Davis y James, no han tenido la presencia en la pintura que consiguieron la pasada liga con los pivotes JaVale McGee y Dwight Howard, la rotación central del equipo campeón del año pasado.


El equipo de los Lakers de esta temporada ha presentado a Gasol, que ha tenido su peor versión desde que llegó a la NBA, como el pívot titular, con Harrell de reserva.


"No estoy aquí para quitarle protagonismo a nadie", comentó Drummond cuando se le preguntó si sería titular. "Estoy aquí para ayudar a este equipo a ganar tantos partidos como sea posible".


Pero Drummond si destacó que espera "causar estragos en la pintura" con su poder físico y ya ha hablado con el entrenador de los Lakers, Frank Vogel, partidario de un juego con mentalidad defensiva, de la manera que pueda ser más útil al equipo bajo ambas canastas.


"Mi juego defensivo va a ayudar mucho a este equipo con mis pies y manos rápidas", comentó Drummond. "Voy a poder recuperarme y jugar del 1 al 5".


Al margen de los Lakers, Drummond también tuvo sobre la mesa las opciones de llegar a los New York Knicks y Boston Celtics, equipos que estuvieron interesados en conseguir sus servicios, pero consideró a los actuales campeones de liga como la mejor de las tres.


Se une a un equipo donde también están dos excompañeros de los Pistons como son el ala-pívot Markieff Morris Sr. y el escolta Kentavious Caldwell-Pope.


Además, fue seleccionado en el mismo sorteo universitario que Davis, su número compañero, con el número uno, y él fue el quinto.


Drummond considera que él jugando de pívot, Davis podría seguir en la posición de ala-pívot, que es su posición natural, y sin recibir tanto castigo como sucede cuando se juega de cinco.


La decisión de Drummond podría haber sido predeterminada. Hace casi 10 años, tuiteó su objetivo de formar equipo con James.