Los Mavericks pasarían de ronda si el viernes rompen esta tendencia y ganan como locales en el sexto duelo.

REDACCIÓN DEPORTIVA.- Luka Doncic, que regaló una nueva actuación mayúscula en la victoria de los Dallas Mavericks sobre Los Angeles Clippers (100-105), pidió un último esfuerzo a su equipo para cerrar la primera ronda de los playoff cuanto antes.

"Hay que salir muy duros en el sexto partido e intentar ganarlo", aseguró el esloveno en la rueda de prensa posterior al encuentro.

Doncic sumó 42 puntos (17 de 37 en tiros), 14 asistencias y 8 rebotes para impulsar a los Mavericks, que con esta nueva victoria dominan la serie por 2-3 y están a solo un triunfo de eliminar a los Clippers.

Ningún equipo ha logrado hasta ahora una victoria como local en esta muy disputada y emocionante serie, ya que los cinco partidos jugados hasta ahora se han saldado con triunfos visitantes.

Los Mavericks pasarían de ronda si el viernes rompen esta tendencia y ganan como locales en el sexto duelo.

"Ojalá acabemos en casa", resumió Doncic.

El base, que pareció recuperado de las molestias en el cuello que le lastraron en el cuarto partido, también subrayó el esfuerzo defensivo de su equipo para someter a los Clippers.

"Hemos hecho un trabajo increíble sobre todo con las manos", dijo.

En la parcela defensiva, Doncic ensalzó especialmente la aportación de su compañero Dorian Finney-Smith, que logró 5 robos.

Porzingis y el "Cabreo" de los Clippers 

Kristaps Porzingis, que sumó 8 puntos y 6 rebotes y que conectó un triple fundamental en el tramo final del partido, alertó que los angelinos saldrán con mucha rabia en el próximo encuentro.

"El sexto partido va a ser a muerte porque esta gente van a salir cabreados seguro", dijo.

"Creo que ellos se han relajado un poquito después de las dos victorias en nuestra casa y van a salir fuertes (en el siguiente encuentro). Tenemos que igualar su energía y sus ganas de ganar", opinó.

El pívot letón señaló que el partido de esta noche fue "un poco raro" y comentó que su función esta vez fue "crear espacio" para sus compañeros.

"Al final ha funcionado. Todo el mundo que ha entrado en la pista ha jugado muy bien, con mucha energía. En defensa hemos estado muy bien. Ha sido un partido duro, pero lo hemos sacado y estamos contentos con la victoria", cerró.