Los lanzadores de los Yanquis han trabajado siete blanqueadas en los primeros 44 partidos del equipo por primera vez desde 1967.

REDACCIÓN DEPORTIVA.- El abridor dominicano Domingo Germán siguió el juego sin hits de su compañero Corey Kluber con siete entradas en blanco más, el tercera base colombiano Gio Urshela y el jardinero Aaron Judge pegaron sencillos impulsadores como bateadores emergentes en la séptima entrada y los Yanquis de Nueva York blanquearon por 2-0 a los Vigilantes de Texas.

Nueva York ganó su sexta serie consecutiva y con 25-19 se movió seis juegos, el máximo de la temporada, por encima de .500. Los lanzadores de los Yanquis han trabajado siete blanqueadas en los primeros 44 partidos del equipo por primera vez desde 1967.

Los Vigilantes tuvieron al menos un hit en cada una de las primeras cinco entradas, comenzando con un sencillo con un out del segunda base Nick Solak en la primera, un día después de que Kluber lanzara el sexto juego sin hits de las Grandes Ligas esta temporada.

Pero Texas no consiguió un corredor más allá de la segunda base contra Germán (4-2), quien terminó con dos entradas perfectas y permitió seis indiscutibles con cinco ponches.

Los lanzadores de Nueva York terminaron la serie de cuatro juegos con 22 entradas consecutivas en blanco.

Germán lanzó 26 cambios, el máximo de su carrera, manteniendo a los Vigilantes a 2 de 10 en ese campo, y mejoró a 4-0 en sus últimas seis aperturas.

El relevista Chad Green lanzó un octavo perfecto, y el cerrador cubano Aroldis Chapman ponchó a dos en el noveno para su undécimo salvamento en 11 oportunidades mientras los Yanquis igualaron el marcador de la joya de Kluber.

Chapman ponchó al emergente Khris Davis en un lanzamiento de 164 kilómetros por hora para el último "out" del partido que lo dejó con el undécimo rescate de la temporada.

El manejador de los Yanquis Aaron Boone tenía la intención de darles a Urshela y Judge el día libre después de un juego nocturno, pero Urshela reemplazó a Mike Ford con un out y dos en un juego sin anotaciones contra el relevista zurdo John King (4-3).

La línea de Urshela a la derecha aterrizó justo frente al jardinero derecho David Dahl para anotar al exVigilante, el segunda base venezolano Rougned Odor, quien fue activado de la lista de paternidad antes del juego y abrió el séptimo al ser golpeado por un lanzamiento.

Dos bateadores más tarde, Judge -bateando por el bateador No.9 Tyler Wade- conectó con rodado el primer imparable como emergente de su carrera al centro frente a King para llevar al receptor dominicano Gary Sánchez a la registradora.

Urshela y Judge hicieron posible que por primera vez desde el 29 de julio del 2010 los Yanquis tuvieran dos imparables con emergentes en la misma entrada.

Los Yanquis terminaron el primero de dos viajes de 10 juegos, el más largo de la temporada, con 7-3 después de ganar tres al hilo contra los Vigilantes, que han perdido nueve de 10 desde que llegaron a .500 por segunda vez esta temporada.

Nueva York está invicto en nueve series consecutivas desde que perdió cuatro de las primeras cinco, y ahora tiene seis victorias en sus últimos siete partidos sin jonrones después de perder los últimos 11 seguidos.