París.- El pívot galo de los Chicago Bulls Joakim Noah, hijo del último ganador francés de Roland Garros, Yannick Noah, se plantea recalar en el Paris-Levallois si el parón de la NBA conocido como "lock-out" se prolonga todo el año.

"Si el "lock-out" durase todo el año y si tuviera que jugar en Europa, en Francia, sería en París. En mi cabeza está fuera de cuestión venir solo para jugar algunos partidos. Si voy, es para todo el año. Pero tengo que pensarlo", reconoció en una entrevista publicada hoy por "L'Équipe" el jugador de 26 años y 2,11 metros de altura.

Para Noah, subcampeón con Francia en el Europeo de Lituania, considera que es "frustrante" la situación que atraviesa la NBA.

"Te entrenas, haces cosas... yo estoy en forma. Pero llega un momento en que te falta la competición y no sabes qué puedes hacer", comenta el jugador.

En paralelo, el pívot internacional reconoce que se trata de un problema "indecente" en tiempos de crisis.

"No sé lo que la gente pude pensar de esto, de los problemas entre millonarios y multimillonarios. No me gusta hablar de ello", asegura