Houston, EE.UU.- El base reserva John Lucas III surgió como la gran sorpresa de la jornada de la NBA al ser el jugador que dirigió el ataque de los Bulls de Chicago e hizo que los seguidores no notasen la ausencia de Derrick Rose, la estrella del equipo, que fue baja por lesión.

La jornada también dejó una vez más al escolta Kobe Bryant como el "salvador" de Los Ángeles Lakers, mientras que el base francés Tony Parker y el veterano ala-pívot Kevin Garnett reivindicaron su capacidad de líderes con sus respectivos equipos.

Lucas III surgió como el factor sorpresa y ante la ausencia de Rose aportó 24 puntos que permitieron a los Bulls derrotar 106-102 a los Heat de Miami en el duelo entre equipos líderes de división de la Conferencia Este.

Los Bulls (36-9) se hicieron con su tercer triunfo consecutivo y el noveno en los últimos 10 partidos y se afianzan como líderes en la Conferencia Este.

El pívot Joakim Noah consiguió 14 puntos y el escolta Ronnie Brewer y el reserva Kyle Korver aportaron 12 cada uno para el equipo de Chicago, que con su triunfo amplió a 3,5 su ventaja sobre los Heat en la lucha por la mejor marca de la Conferencia Este.

El triunfo de los Bulls tuvo doble valor porque lo consiguieron con la ausencia de Rose, el Jugador Más Valioso (MVP) de la liga y máximo encestador del equipo, que fue baja al sufrir un tirón muscular en la ingle.

La ausencia de Rose también impidió que se diese en duelo entre la estrella de los Bulls y las de los Heat, LeBron James y Dwyane Wade, que fue el máximo encestador al conseguir 36 puntos.

Pero la aportación de Wade, que también capturó siete rebotes, y los 35 puntos de James no impidieron la segunda derrota consecutiva de los Heat (31-11), que siguen perdiendo en los partidos decisivos ante rivales aspirantes al título.

La figura de Bryant con 33 puntos volvió a surgir en los momentos decisivos y por segunda noche consecutiva guió a los Lakers al triunfo en la prórroga tras vencer a domicilio 101-107 a los Hornets de Nueva Orleans.

La victoria de los Lakers (27-16), cuarta consecutiva, la segunda en noches seguidas y en la prórroga, la anterior en doble tiempo extra por 111-116 ante los Grizzlies de Memphis, consolida al equipo angelino al frente del liderato de la División Pacífico.

Bryant y los Lakers repitieron la historia del partido ante los Grizzlies al tener que remontar una desventaja de 14 puntos con la que llegaron el descanso 54-40 y en la prórroga el acierto encestador de su estrella fue el que estableció una vez más la diferencia al conseguir siete puntos.

Junto a Bryant el pívot Andrew Bynum también mantuvo su poder bajo los aros y volvió a ser el líder en el juego defensivo al aportar otro doble-doble decisivo de 25 puntos (10-17, 0-0, 5-7), 18 rebotes, incluidos 13 defensivos, repartió cuatro asistencias, recuperó dos balones y puso dos tapones.

El ala-pívot español Pau Gasol también hizo una buena aportación con un doble-doble de 18 puntos y 10 rebotes, el vigésimo séptimo de la temporada.

Parker logró un doble-doble de 31 puntos y 12 asistencias que abrieron el camino del triunfo a los Spurs de San Antonio al imponerse por 122-111 a los Magic de Orlando.

Los Spurs (28-13) lograron dos triunfos consecutivos y se afianzan como líderes en la División Suroeste, y segundos en la Conferencia Oeste, con 3,5 juegos detrás de los líderes Thunder de Oklahoma City (32-10), que tuvieron jornada de descanso.

El veterano pívot Tim Duncan apoyó a Parker con otro doble-doble de 21 puntos y 13 rebotes, mientras que el escolta argentino Manu Ginóbili, que esta vez salió como reserva, aportó 14 puntos en 23 minutos de acción.

Por los Magic (28-16), el base Jameer Nelson aportó 25 puntos y lideró una lista de cuatro jugadores que tuvieron dobles dígitos, incluido el pívot estelar Dwight Howard, que pudo jugar su último partido con el equipo de Orlando.

Howard, que desconoce cual será su futuro hasta que se cierre el plazo de los traspasos, aportó un doble-doble de 22 puntos y 12 rebotes, mientras que el ala-pívot Ryan Anderson llegó a los 19 tantos.

Garnett consiguió 24 puntos, 12 de ellos en el último cuarto, incluyendo una canasta que marcó la diferencia definitiva cuando restaban 5,1 segundos para el final y los Celtics de Boston ganaron a domicilio 103-105 a los Warriors de Golden State.

El ala-pívot Brandon Bass aportó 22 puntos para los Celtics (23-19), que con dos triunfos seguidos y ocho en los últimos 10 partidos se mantienen séptimos en la Conferencia Este a sólo medio juego de los Hawks de Atlanta (24-19) que perdieron 82-96 contra los Clippers de Los Ángeles.

El escolta-alero reserva J.R. Smith consiguió 25 puntos y los Knicks de Nueva York detuvieron una racha de seis derrotas consecutivas al vencer 121-79 a los Trail Blazers de Portland en el debut de Mike Woodson como su nuevo entrenador interino.

Horas antes del partido, Mike D'Antoni renunciaba a su cargo de entrenador de los Knicks después de haber estado tres años al frente de la franquicia.

En otros partidos de la jornada, Phoenix ganó 120-111 a Utah, Indiana 111-94 a Philadelphia, Milwaukee 115-105 a Cleveland, Houston 107-87 a Charlotte, Detroit 124-112 a Sacramento y New Jersey 98-84 a Toronto