'Si mami estuviera aquí estaría bailando, mirando su pupilo que..." y, en ese momento, el llanto ahogó sus palabras y no pudo continuar articulando una palabra más.

SANTO DOMINGO.- Las lágrimas de David Ortiz afloraron al recordar a su madre en uno de los momentos más felices de su vida, luego de ser inmortalizado en el Salón de la Fama de Cooperstown la noche de este martes.

'Si mami estuviera aquí estaría bailando, mirando su pupilo que..." y, en ese momento, el llanto ahogó sus palabras y no pudo continuar articulando una palabra más.

En una rueda de prensa ofrecida luego de darse a conocer el resultado de 77.9% que lo posiciona como el cuarto dominicano que obtiene ese mérito, el expelotero de 46 años afirmó que no le había prestado atención a lo difícil que es lograr entrar en la primera vuelta al Salón de la Fama.

Ortiz fue el único en lograr entrar al Salón de la Fama de un grupo de 30 expeloteros que se disputaban el deseado pase.

Entre los otros expeloteros que se encontraban en la tómbola también se encuentran su compatriota Sammy Sosa que alcanzó 73 votos para un total de 18.5%, Alex Rodríguez, quien llegó a 135 votos para un total del 34.3%, Manny Ramírez que alcanzó 114 votos para un 28.9%.