Houston, EE.UU.- Deron Williams, de los Nets de Nueva Jersey, fue el protagonista individual en la jornada dominical de la NBA al establecer una nueva marca encestadora en su equipo, con 57 puntos.

Otro base, Rajon Rondo, brilló de manera especial con los Celtics de Boston tanto en el juego de equipo como en el individual al ganarle el duelo individual al fenómeno Jeremy Lin, de los Knicks de Nueva York, y lo propio hizo el escolta Kobe Bryant ante Dwyane Wade.

Deron Williams consiguió 57 puntos, una marca de franquicia, y llevó a los Nets a un triunfo a domicilio por 101-104 sobre los Bobcats de Charlotte, que sumaron su quinta derrota consecutiva.

El base de los Nets, que inició la jornada con promedio de 21,7 puntos por partido, encestó 16 de 29 tiros de campo, 4 de 11 triples, y se fue perfecto desde la línea de personal con 21 de 21.

Williams superó la marca previa de franquicia de 52 puntos que compartían Mike Newlin y Ray Richardson.

La anotación de Williams es la segunda más alta que consigue un jugador contra los Bobcats, después de los 58 que logró el escolta de los Lakers de Los Ángeles, Kobe Bryant, en la temporada del 2006.

El veterano alero Paul Pierce reivindicó su condición de líder encestador y Rondo refrendó que es uno de los mejores bases de la liga en el partido del "Clásico" de la División Atlántico que los Celtics de Boston ganaron en la prórroga por 115-111.

Pierce fue una máquina de hacer puntos y con 34 encabezó a los cinco titulares que tuvieron dobles dígitos, incluido Rondo, convertido en el gran director del juego de equipo de los Celtics (19-17), que ganaron el cuarto partido consecutivo y tienen marca de 4-0 desde el descanso del Fin de Semana de las Estrellas.

Rondo, sin inmutarse por lo rumores del posible traspaso, respondió en otro sensacional partido con un triple-doble de 18 puntos, 20 asistencias y 17 rebotes, su mejor marca como profesional en esa faceta del juego.

El base de los Celtics también jugó una gran defensa en la que anuló al base Jeremy Lin, el fenómeno de los Knicks, que volvió a mostrar todas las limitaciones que posee como jugador en su regreso a Boston, donde se formó con el equipo de la Universidad de Harvard.

Junto a Pierce y Rondo, que logró el segundo triple-doble en los últimos tres partidos, el veterano ala-pívot Kevin Garnett aportó un otro doble-doble de 18 puntos, 10 rebotes, cuatro recuperaciones de balón, puso dos tapones y dio tres asistencias, que lo dejaron como el mejor hombre de la defensa de los Celtics.

El alero Carmelo Anthony con 25 puntos encabezó el ataque de los Knicks, que también tuvieron el apoyo del ala-pívot Amare Stoudemire al conseguir un doble-doble de 16 tantos, 13 rebotes y dos tapones.

Lin aportó 14 puntos, pero falló 10 de 16 tiros de campo, dio cinco asistencias, capturó cuatro rebotes y perdió nada menos que seis balones.

Además, Lin tuvo problemas con las personales nada más comenzar el partido al cometer dos en los primeros tres minutos que de alguna manera condicionaron su rendimiento el resto del encuentro, que se disputó en el TD Garden de Boston.

Bryant anotó 33 puntos en su tercera actuación estelar consecutiva desde que Wade le fracturó la nariz en el Partido de las Estrellas, y los Lakers vencieron 93-83 a los Heat de Miami.

Wade consiguió apenas 16 puntos antes de dejar el juego por acumulación de faltas a la mitad del cuarto período.

Si Bryant cumplió con su condición de líder encestador del equipo y de la liga, el alero Metta World Peace encestó 17 puntos y encabezó una defensa sólida de los Lakers, que han ganado 17 de sus últimos 18 juegos en casa.

El pívot Andrew Bynum aportó 16 puntos y 13 rebotes que ayudaron a los Lakers a encabezar el marcador durante los últimos 44 minutos, con lo que rompió una racha de cuatro derrotas en los partidos de Bryant contra los Heat de Wade.

El alero LeBron James aportó un doble-doble de 25 puntos, 13 rebotes y siete asistencias para el Heat, que perdió el segundo partido consecutivo en su gira de tres.

En duelo de equipos líderes de división de la Conferencia Este, el base Derrick Rose aportó 35 puntos y dirigió el sexto triunfo seguido de los Bulls de Chicago, esta vez a domicilio por 91-96 ante los Sixers de Filadelfia.

Rose igualó su mejor marca de la temporada en 42 minutos, encestó 12 de 23 tiros de campo y dirigió el ataque de los Bulls (31-8), que ampliaron su racha triunfal y siguen líderes de la liga.

El base Ty Lawson confirmó que ha vuelto en plenitud de forma de su lesión por torcedura de tobillo y con un doble-doble de 22 puntos, 11 asistencias y tres rebotes lideró a los Nuggets de Denver al triunfo como visitantes por 94-99 sobre los Spurs de San Antonio.

El triunfo de los Nuggets (21-17) tuvo doble mérito porque lo consiguieron a domicilio y ante unos Spurs que saltaron al campo con la plantilla al completo tras la recuperación del escolta argentino Manu Ginóbili, que aportó ocho puntos.

La combinación del base Chris Paul y el ala-pívot Blake Griffin volvió a ser la clave que permitió a Los Ángeles Clippers vencer a domicilio en la prórroga por 103-105 a los Rockets de Houston, que perdieron el tercer partido consecutivo.

Paul consiguió un doble-doble de 28 puntos, incluidos los dos tiros de personal en los últimos segundos de la prórroga, que aseguraron el triunfo de los Clippers.

Mientras que Griffin aportó 14 tantos y 11 rebotes que lo convirtieron en el mejor jugador de los Clippers bajo los aros, pero perdió el duelo individual con el ala-pívot argentino Luis Scola.

En otros resultados de la jornada, Phoenix ganó 96-88 a Sacramento y Toronto 83-75 ante Golden State