Ministra de Trabajo

SANTO DOMINGO, República Dominicana.-Más de 38 mil jóvenes en condiciones de riesgo fueron capacitados a nivel nacional en áreas diversas de la actividad productiva y laboral por el Ministerio de Trabajo, a través del Programa de Desarrollo Juvenil ejecutado por esa institución, con financiamiento del Banco Mundial (BM).

El grupo de egresados (un 58 de mujeres y 42 % de hombres) adquirió habilidades y destrezas en los Centros Operativos del Sistema (COS), bajo la dirección del Instituto Nacional de Formación Técnico Profesional (INFOTEP), como herramienta para su inserción en la dinámica laboral.

La presentación de los resultados y el impacto generado por el Proyecto fue realizada en un acto presidido por la ministra de Trabajo, Maritza Hernández, y el representante residente en el país del Banco Mundial, McDonald Benjamin, quienes coincidieron en que esa iniciativa logró cambiar la vida de cientos de jóvenes con edades entre 16 y 29 años.

Manifestaron satisfacción por los logros del proyecto “SANTIAGO TRABAJA”, un componente innovador del Programa que consistió en asegurar empleo temporal a 4,400 personas, durante tres meses, en 104 microproyectos desarrollados con el apoyo de 26 unidades ejecutoras.

Este esfuerzo conjunto permitió la construcción de obras comunitarias y ofrecer formación integral y humana a los ciudadanos de los distintos municipios de Santiago.

“El impacto social de este programa ha sido muy importante para el Ministerio de Trabajo, no solo por la cantidad de egresados, sino también porque hemos llegado a los jóvenes más necesitados”, declaró la ministra Maritza Hernández en su discurso.

Inspirado en los resultados de “SANTIAGO TRABAJA”, el Ministerio de Trabajo formuló una versión ampliada denominada Proyecto Sistema Flexible de Empleo “QUISQUEYA TRABAJA”, con el cual proyecta crear 20 mil nuevos empleos temporales en el próximo cuatrienio en cuatro de las provincias más empobrecidas, iniciando en El Seibo y Hato Mayor, en la región Este del país.

QUISQUEYA TRABAJA priorizará los sectores más vulnerables de la sociedad, entre ellos los llamados NiNi, jóvenes que Ni estudian, Ni Trabajan, las madres solteras y personas con discapacidad.

Al acto de presentación de resultados e impacto del Programa de Desarrollo Juvenil ejecutado por el Ministerio de Trabajo y el Banco Mundial asistieron el director general del INFOTEP, Rafael Ovalles, funcionarios de los ministerios de Trabajo, de Hacienda, y de Economía, Planificación y Desarrollo, además representantes de los gremios empresariales, líderes sindicales, representantes de los COS y organizaciones vinculadas a esa iniciativa.