En Vivo
Combustibles
Gasolina Premium
RD$: 240.30
Gasolina Regular
RD$: 227.20
Gasoil Premium
RD$: 195.60
Gasoil Regular
RD$: 186.50
GLP
RD$: 113.30
Gas Natural
RD$: 28.97
Divisas
Divisa
Compra
Venta
Dólar
48.90
49.40
Euro
58.00
65.00

El fútbol femenino colombiano analiza con "orgullo" su primera temporada

El fútbol femenino colombiano analiza con
El fútbol femenino colombiano analiza con "orgullo" su primera temporada

MADRID.- Pilar Abella, secretaria general de la DiMayor (División Mayor del Fútbol Colombiano), la organización que gestiona el fútbol profesional del país, analizó para EFE la primera temporada de la liga femenina profesional en Colombia, que se cerró con una final ante 33.000 espectadores.

Colombia completó entre enero y junio pasado la primera temporada de la Liga Femenina Águila, la primera edición de una liga profesional de fútbol para mujeres en su historia, con el Independiente de Santa Fe como ganador en una final a doble partido (1-2 y 1-0) ante el Atlético Huila.

La vuelta de la final se disputó en el estadio de El Campín de Bogotá ante 33.000 espectadores, que vieron cómo el conjunto femenino de Santa Fe imitaba al masculino, que también ganó el torneo inaugural del fútbol colombiano en 1948.

“Estamos muy contentos de haber tenido tantos espectadores y aceptación de público. Para nosotros es un orgullo, un tema de un gran impacto social de representación, porque ellas ven ese fruto de su trabajo, apoyado por los espectadores colombianos”, aseguró Abella a EFE, en una entrevista que tuvo lugar durante su participación en el foro ‘Women’s Football Summit’ en Madrid.

Esta asistencia, que supera la de cualquier partido femenino hasta la fecha en España, es “fruto del apoyo de la gente”, según la secretaria general de la DiMayor, la entidad que gestiona la competición profesional masculina, y ahora también la femenina.

“La gente está demostrando que sí ve fútbol profesional, y sí ve fútbol femenino”, agregó Abella, que explicó que la puesta en marcha de la nueva competición formó parte de las “nuevas estrategias” puestas en marcha por Jorge Perdomo, presidente de la DiMayor desde noviembre de 2015.

“El nuevo presidente trajo unas estrategias novedosas, entre ellas el licenciamiento y la creación de la liga femenina. Se citó a los 36 clubes del campeonato masculino, no todos pudieron participar por un tema económico de inicio, pero aquellos que apostaron y decidieron invertir fueron con los que arrancamos, por lo que empezamos con 18”, relató.

Los responsables del fútbol colombiano determinaron en el arranque de la competición que los equipos que tengan representación masculina tienen dos años para estructurar los equipos femeninos y si no lo hacen, serán excluidos de jugar las copas Libertadores y Sudamericana.

La competición se financió gracias a la ayuda del programa ‘Forward’ de la Federación Internacional de Fútbol (FIFA), que supuso el 30% del presupuesto de la Liga a través de la federación colombiana, y que permitió ayudar a sufragar los uniformes y los hoteles.

El resto de apoyos llegaron a través de los patrocinios privados, como el de la compañía que da nombre a la competición masculina, la cervecera Águila, que también aporta su marca y recursos a la competición femenina. No obstante, la búsqueda de más apoyos para una competición nueva no fue sencilla.

“Vender fútbol femenino no es fácil, es un nuevo mercado, un nuevo sistema en nuestro país, donde el deporte y más el fútbol es un nuevo producto que hay que socializar y un nuevo campo de acción para la mujer”, apuntó Abella.

No obstante, la competición colombiana logró que todas las jugadoras de los 18 equipos participantes tuvieran un contrato profesional y estuvieran inscritas en la Seguridad Social.

“La Liga Femenina es profesional. Todas las jugadoras tienen contrato y están inscritas en la Seguridad Social, con un salario, con reglamentaciones nuevas para jugadoras extranjeras. Esperamos que el próximo año estén los 36 clubes masculinos en la Liga Femenina”, añadió Abella.

Para la ejecutiva del fútbol colombiano, la Liga Iberdrola femenina española fue “una referencia muy grande” a la hora de crear el campeonato femenino en su país, que es pionero en Latinoamérica.

“Solo Brasil, Argentina, Chile y ahora nosotros estamos innovando en esto. Es un tema nuevo, hace poco estuvimos en Chile y nos preguntaban temas económicos porque para ellos era difícil. Pero para nosotros el tema estructural lo es mucho más. Hemos tenido más apoyo europeo que sudamericano, pero estamos buscando experiencia cercana, a nivel cultural, demográfico, social, económico… Estamos aprendiendo”, manifestó.

La secretaria general de la DiMayor representa en sí misma una muestra del crecimiento de la mujer en el sector futbolístico, ya que ella ha realizado una carrera ejecutiva en el organismo que regula el fútbol profesional colombiano, masculino y femenino.

“Ha sido un camino largo, muy competitivo, porque tengo compañeros masculinos muy competitivos. No por ser mujer se hacen los nombramientos, no por representación, pero sí hay un valor agregado al ser mujer, entre el género masculino y femenino la mezcla permite que nos apoyemos muchísimo. Para mí, en lugar de ser una debilidad ha sido una fortaleza, y he aprendido muchísimo de los hombres”, relató Abella.

“Discernimiento y sensatez en la toma de decisiones” son las dos claves que aportan las mujeres al fútbol, un sector que tradicionalmente ha sido “un campo de acción masculino, con un lenguaje masculino”, por lo que la entrada de las mujeres, en la gestión y con un campeonato propio es “una oportunidad”, asegura la secretaria general de la DiMayor colombiana. 

Temas relacionados
Comenta con tú facebook

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *