X
Ir arriba
Mes de Sensibilización sobre el Cáncer de Mama
Lunes 30 de noviembre, 2020
Aplicación española para el cálculo de riesgos por Covid-19
Covid-19 en República Dominicana
  • Infectados 143,988
  • Nuevos casos 515
  • Fallecidos total 2,331
  • Nuevos fallecidos 1
  • Recuperados 115,219
  • Críticos
  • Pruebas 718,735
<< Mapa interactivo >>

El huracán Iota sigue debilitándose pero aún produce fuertes inundaciones

El huracán Iota sigue debilitándose pero aún produce fuertes inundaciones
El huracán Iota sigue debilitándose pero aún produce fuertes inundaciones

MIAMI.- El huracán Iota, que la noche del lunes tocó tierra en Nicaragua con categoría 4, prosigue este martes su proceso de debilitamiento mientras se desplaza en tierra por el país centroamericano, donde aún produce graves inundaciones y deslizamientos de tierra, informó el Centro Nacional de Huracanes (NHC) de EE.UU.

De acuerdo con el boletín de las 15.00 horas GMT del NHC, Iota es ahora un huracán de categoría 1 con vientos máximos sostenidos de 75 millas por hora (120 km/h) con ráfagas eventualmente más fuertes, pero camino a degradarse a tormenta tropical esta tarde y a una depresión tropical hacia la noche de hoy.

El ojo de Iota se ubica a unas 135 millas (220 km) al este de Tegucigalpa, la capital de Honduras, adonde llegará en el transcurso de hoy para luego alcanzar El Salvador.

El huracán, que tras causar destrozos en Nicaragua se prevé sea un remanente de baja presión el miércoles, se desplaza hacia el oeste a 12 millas por hora (19 km/h) y se espera continúe su trayecto tierra adentro a lo largo de hoy.

En la franja costera que se extiende desde Sandy Bay Sirpi, en Nicaragua, hasta la hondureña Punta Patuca se esperan todavía condiciones de tormenta tropical.

El huracán todavía supone riesgo de «inundaciones repentinas potencialmente catastróficas y deslizamientos de lodo en partes de América Central durante uno o dos días», advirtió el NHC.

De acuerdo con los meteorólogos del NHC, los vientos con fuerza de huracán se extienden desde el centro de Iota hasta 15 millas (30 km) y los que tienen fuerza de tormenta tropical se extienden hasta 175 millas (280 km).

La furia de Iota, que llegó a tener vientos de 250 kilómetros por hora, destrozó techos de viviendas, colapsó el tendido eléctrico e inundó decenas de calles en el Caribe norte de Nicaragua, donde tocó tierra la noche del lunes.

Iota entró cerca de Haulover, en la costa caribeña de Nicaragua, donde habitan unas 350 familias con 1.750 personas, en su mayoría indígenas de origen miskito, una comunidad dedicada a la pesca artesanal y al turismo, y que fueron evacuados en su totalidad y en donde aún no se tiene ningún informe de los daños.

El punto en el que tocó tierra Iota está 15 kilómetros al sur de donde lo hizo Eta, también de categoría 4, el pasado 3 de noviembre.

Hasta ahora ha habido 30 tormentas tropicales con nombre, de las cuales 13 han sido huracanes y, de éstos, 6 han sido mayores.

Queda hasta el 30 de noviembre para que se acabe oficialmente la temporada de huracanes en el Atlántico, que este año ha sido por encima de lo normal.

Temas relacionados
Comenta con tú facebook

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *