En Vivo
Logo
Ir a noticiassin.com
Combustibles
Gasolina Premium
RD$: 240.30
Gasolina Regular
RD$: 227.20
Gasoil Premium
RD$: 195.60
Gasoil Regular
RD$: 186.50
GLP
RD$: 113.30
Gas Natural
RD$: 28.97
Divisas
Divisa
Compra
Venta
Dólar
48.90
49.40
Euro
58.00
65.00

Ocho recomendaciones para reducir el riesgo del cáncer

Ocho recomendaciones para reducir el riesgo del cáncer
Ocho recomendaciones para reducir el riesgo del cáncer

d22a56c37d7eb42bREDACCIÓN INTERNACIONAL.– El cáncer es un término utilizado para definir un grupo de enfermedades que se producen debido al desarrollo de células anormales, las cuales se dividen y crecen sin control en distintas partes del cuerpo.

Tal multiplicación de células malignas va formando unas masas denominadas “tumores” o “neoplasias” que, conforme crecen, destruyen los tejidos normales deteriorando la salud.

Gracias al avance que ha tenido la medicina, en la actualidad hay más esperanza de vida para los pacientes, siempre y cuando estos reciban un diagnóstico y tratamiento oportuno.

Además, de acuerdo con la Organización Mundial de la Salud (OMS) cerca de un 30% de las variedades se pueden prevenir a través de un estilo de vida saludable o con la inmunización de aquellas infecciones que los causan.

En este sentido, hay una serie de recomendaciones que todos pueden poner en práctica para reducir el riesgo de padecer esta patología.

A continuación vamos a compartir las 8 más destacadas, de acuerdo con el informe del Fondo Mundial para la Investigación del Cáncer y del Instituto Americano de Investigación del Cáncer de los Estados Unidos.

1- Evitar el tabaco

El consumo de tabaco es un hábito que deteriora de forma significativa la salud, siendo la causa principal de varios tipos de enfermedades respiratorias y cánceres.

Tanto los consumidores como los denominados “fumadores pasivos” están en un alto riesgo de desarrollar:

Cáncer de pulmón.

Cáncer de boca.

Cáncer de esófago, laringe o garganta.

Cáncer de estómago.

Este riesgo comienza a disminuir desde los primeros meses tras dejar el cigarrillo. Sin embargo, tienen que pasar entre 5 y 10 años para que este sea tan mínimo como el de una persona saludable.

2- Mantener un rango de peso saludable

La obesidad es un trastorno que acarrea consecuencias muy peligrosas para quienes la padecen. Además de ser un factor que aumenta el riesgo de enfermedades cardíacas, está demostrado que tiene relación con la aparición de cánceres como:

Esófago

Páncreas

Colon y recto

Mama (después de la menopausia)

Endometrio

Riñón

Tiroides

Vesícula biliar

3- Incrementar la actividad física

No hace falta ser un deportista profesional o un aficionado al fitness para disfrutar de los beneficios de la actividad física.

Con invertir entre 30 y 60 minutos diarios en algún tipo de ejercicio se puede reducir el riesgo de obesidad, cáncer y otros trastornos relacionados con el sedentarismo.

4- Cuidar la alimentación

Pese a que faltan pruebas científicas para confirmar la relación que existe entre determinados tipos de alimentos y el mayor riesgo de cáncer, es cierto que una dieta balanceada y nutritiva mejora la calidad de vida y mitiga los efectos de otros factores asociados a la enfermedad.

La azúcar, la comida rápida y, en general, los excesos de grasa saturada tienen consecuencias en el organismo que incrementan las probabilidades de desarrollarla.

5- Utilizar protección solar

Un gran porcentaje de los casos de cáncer de piel se podrían haber prevenido con el uso de protector solar y otras medidas para evitar el impacto de los rayos UV.

La exposición prolongada al sol y las quemaduras ocasionadas por este son la causa principal de esta variedad de la patología.

No obstante, por lo general, su aparición se da en años posteriores y tras repetitivas exposiciones al mismo.

6- Amamantar

En el caso de las mujeres se ha comprobado que amamantar al bebé en sus primeros meses de vida reduce las probabilidades de los cánceres asociados a los cambios hormonales pues, además, restringe la terapia hormonal sustitutoria.

7- Aplicarse las vacunas

Una de las medidas que muchos suelen ignorar es que a través de ciertas vacunas se evitan infecciones que pueden dar lugar a la enfermedad.

Los agentes infecciosos son responsables de cerca del 22% de las muertes por cáncer. Y estos se pueden prevenir con la vacunación oportuna.

La de la hepatitis B y C, así como la del virus del papiloma humano, son algunas de las que reducen el riesgo de cáncer de hígado y de cuello uterino, respectivamente.

8- Moderar el consumo de alcohol

Para todos lo más apropiado es evitar al máximo el consumo de bebidas alcohólicas. Sin embargo, el riesgo de padecer afecciones crónicas es mayor para aquellos que las toman en exceso y sin el apoyo de una alimentación saludable.

Las mujeres que no absorben cantidades suficientes de vitamina B aumentan su riesgo de padecer cáncer de mama por ingerir estas sustancias.

Cabe destacar que, al tener en cuenta todas estas medidas de prevención, no solo se disminuye el riesgo de cáncer sino que se previenen también otras enfermedades graves. ¡Tenlas en cuenta!

Comenta con tú facebook

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *