La futura mamá compartió el gran hinchazón que sufrieron sus pies, tobillos y dedos, un síntoma muy frecuente en las mujeres embarazadas, pero que en su caso se veía exagerado. De ahí la preocupación

ESTADOS UNIDOS.- A apenas un mes de convertirse en mamá, Francisca está sufriendo los estragos que supone llevar 8 meses de embarazo. La alegría es inmensa, pero la barriguita y el cansancio también están dejando huella.

 

En un video en su perfil de Facebook, la presentadora compartió su más reciente preocupación por la que tuvo que llamar inmediatamente al doctor.

 

"Fue lo peor que yo he visto", dijo todavía con el susto en el cuerpo. "Era una cosa que yo no lo podía creer", prosiguió con todo ya bajo control.

La futura mamá compartió el gran hinchazón que sufrieron sus pies, tobillos y dedos, un síntoma muy frecuente en las mujeres embarazadas, pero que en su caso se veía exagerado. De ahí la preocupación.

 

Aunque ya se encontraba algo mejor, sobre todo tras consultar con su médico, igualmente quiso compartir cuán inflamados estaban. "Me dijo que a un gran porcentaje de mujeres embarazadas se le hinchan los pies en la recta final", contó de su charla con el doctor.

 

"Miren eso... Todo está superhinchado", dijo mostrando también otras partes de su cuerpo como los labios, las manos y su cuello.

Francisca no ha parado de trabajar y hacer cosas, eso, sumado a su estado de buena esperanza, hace que la presión aumente y esté más cansada.

 

Pero ni el agotamiento, ni el hinchazón, ni las libritas que lleva en su pancita le han arrebatado la gran sonrisa de felicidad por la llegada de su galán. ¡Empieza la cuenta atrás!. Según People.