x

Franklin absorberá a José y reaparece Gert en el Atlántico

Fenomenos atmosfericos

Gert se mueve rumbo al este a 8 millas por hora (13 km/h) y tampoco presenta riesgos para zonas pobladas. Se prevé que el fin de semana empiece a debilitarse.

Imagen sin descripción

MIAMI.- El huracán Franklin continúa debilitándose este viernes mientras se mueve por el norte de la cuenca atlántica y se espera que absorba a la compacta tormenta tropical José, mientras que Gert, que se disipó hace más de una semana, reaparece como depresión tropical, informó el Centro Nacional de Huracanes (NHC, en inglés) de EE.UU.

Franklin, un huracán de larga duración, que tocó tierra en República Dominicana hace una semana, presenta hoy vientos sostenidos de 80 millas por hora (130 km/h) y seguirá debilitándose durante los próximos días.

Este huracán de categoría 1, y que esta noche podría transformarse en un ciclón extratropical, se mueve hacia el este-noreste y no supone ninguna amenaza para zonas costeras, de acuerdo al NHC.

Franklin acelerará su velocidad de traslación en los próximos días, cuando se prevé que absorba a José, una tormenta tropical formada el jueves y que hoy se halla unas 750 millas (1.205 km) al este-noreste de Bermuda y se mueve con dirección norte a 18 millas por hora (30 km/h).

José, que tampoco ha merecido alertas en zonas costeras, carga vientos sostenidos de 60 millas por hora (95 km/h) y se prevé se debilite antes de mezclarse con Franklin el sábado.

En la cuenca Atlántica, que este 1 de septiembre ha entrado al que suele ser el mes de mayor actividad de la temporada, los remanentes de Gert desarrollaron hasta reaparecer como una depresión tropical y con chances de fortalecerse hasta alcanzar la condición de tormenta tropical.

Gert, que fue la sexta tormenta de la temporada y tras su formación el 19 de agosto como depresión tuvo corta duración, tiene vientos sostenidos de 35 millas por hora (55 km/h) y se ubica a 635 millas (1.020 km) al este-sureste de Bermuda.

Gert se mueve rumbo al este a 8 millas por hora (13 km/h) y tampoco presenta riesgos para zonas pobladas. Se prevé que el fin de semana empiece a debilitarse.

Por su parte, Idalia se degradó el jueves a un ciclón postropical, pero los meteorólogos del NHC vaticinan que recuperará fuerzas y que entre hoy y el sábado volverá a ser un ciclón que impactará el fin de semana en Bermuda.

Idalia, que el miércoles entró como huracán mayor por el noroeste de Florida y atravesó el sureste de EE.UU., se desplaza hacia el este-sureste con vientos sostenidos de 60 millas por hora (95 km/h) y sus vientos con fuerza de tormenta tropical se extienden hasta unas 230 millas (370 km) hacia el exterior desde su centro.

Se ubica a unas 250 millas (405 km) al oeste de Bermuda, que se halla bajo aviso de tormenta tropical y donde puede producir hasta 125 milímetros de lluvia durante el fin de semana.

Florida, Georgia y las Carolinas prosiguen hoy las tareas de retirada de escombros y árboles tronchados tras el paso de Idalia, que tras tocar tierra en el extremo occidental de Cuba desembarcó como un huracán de categoría 3 en la región conocida como «Big Bend«, un área rural de la costa noroeste de Florida.

Si bien Idalia no causó daños devastadores tras tocar tierra, sí dejó a cientos de miles de hogares sin luz en estos estados, y calles y muelles anegados con sus fuertes lluvias, vientos destructivos y marejadas ciclónicas.

Idalia, el huracán más fuerte que ha tocado tierra en el Big Bend en más de 125 años, mereció que el presidente de EE.UU., Joe Biden, emitiera una declaración de «desastre mayor» para los condados de Citrus, Dixie, Hamilton, Lafayette, Levy, Suwannee y Taylor, una medida que autoriza la distribución de más recursos para apoyar en los esfuerzos de recuperación.

Comenta con facebook