En Vivo
Logo
Ir a noticiassin.com
Combustibles
Gasolina Premium
RD$: 240.30
Gasolina Regular
RD$: 227.20
Gasoil Premium
RD$: 195.60
Gasoil Regular
RD$: 186.50
GLP
RD$: 113.30
Gas Natural
RD$: 28.97
Divisas
Divisa
Compra
Venta
Dólar
48.90
49.40
Euro
58.00
65.00

Historia Dominicana: Ignacio María González Santín Anexionista y ex presidente de RD

SANTO DOMINGO, República Dominicana.- Ignacio María González Santín Anexionista y ex presidente de la República Dominicana en 5 efímeras ocasiones.  Nació en la ciudad de Santo Domingo, el 26 de enero de 1838, siendo el penúltimo hijo de una prole de 14 vástagos del matrimonio de Ignacio González Infante y la sevillana María Francisca Santín Bustamante.

Concluida la Anexión a España se entregó de lleno a la política afiliándose al partido de Buenaventura Báez, en cuyo régimen de los Seis Años fue interventor de Aduanas y gobernador de Puerto Plata. Sus actuaciones en ese cargo le labraron una buena reputación.

Al fracasar su proyecto de incorporación a Estados Unidos, Báez lo envió a ese país con la misión de ordenar la impresión de papeletas y la acuñación de monedas de cobre. En 1873, cuando el Presidente empezó a perder el control político a causa de lo abultado de la deuda pública, González, adelantándose al inminente triunfo de la revolución de los liberales o azules, se declaró en contra de su jefe, encabezando el llamado Movimiento Unionista de febrero de dicho año. Nombrado líder del movimiento, se dirigió a la capital, donde con la mediación de los cónsules extranjeros negoció la capitulación de Báez, quien renunció el 2 de enero de 1874, abandonando a seguidas el país. Dueño de la situación, González dictó un decreto mediante el cual prohibió la entrada a la República del héroe restaurador y antibaecista Gregorio Luperón y de los expresidentes Pedro Antonio Pimentel y José María Cabral, hasta que no se instalara el Gobierno constitucional. Las elecciones se celebraron en febrero y González se alzó con el triunfo.

Su Gobierno gozó al principio de gran popularidad. Rescindió el contrato que Báez había concertado con la Samana Bay Company, firmó un tratado de paz, amistad, comercio y navegación con el presidente de Haití Michel Domingue y concedió licencias a las empresas extranjeras para la producción de textiles, jabones, chocolate, café y otros rubros agrícolas. Sin embargo, en el plano político no gobernó de acuerdo con los postulados del Movimiento Unionista, razón por la cual los baecistas se dedicaron a conspirar para imponer como Presidente a Manuel Altagracia Cáceres, quien se pronunció contra él en Santiago. González se dirigió al Cibao al frente de sus tropas para combatirlo y, con el apoyo de los liberales, que no deseaban volver a los tiempos de Báez, derrotó al insurrecto.

A partir de ese momento, las actuaciones autocráticas de González lo distanciaron de los azules, alejamiento que aumentó cuando se negó a reconocer como deuda pública las acreencias que Luperón había contraído durante su lucha contra Báez

Durante los Gobiernos de Luperón y Meriño, González se mantuvo apartado de la política, pero Heureaux lo designó ministro de Relaciones Exteriores en sus varios períodos presidenciales. Falleció a los 77 años de edad, el 8 de febrero de 1915 en Santo Domingo y sus restos reposan en la Catedral de Santo Domingo.

Temas relacionados
Comenta con tú facebook

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *