En Vivo
Logo
Ir a noticiassin.com
Combustibles
Gasolina Premium
RD$: 240.30
Gasolina Regular
RD$: 227.20
Gasoil Premium
RD$: 195.60
Gasoil Regular
RD$: 186.50
GLP
RD$: 113.30
Gas Natural
RD$: 28.97
Divisas
Divisa
Compra
Venta
Dólar
48.90
49.40
Euro
58.00
65.00

Insulza le preocupan las elecciones en Haití, pero más "el después"

 Insulza le preocupan las elecciones en Haití, pero más
Insulza le preocupan las elecciones en Haití, pero más "el después"

José Miguel Insulza

Washington.- La OEA confía en que la segunda vuelta de las elecciones en Haití se desarrolle con “normalidad” y sin el grado de agitación de la última vez, y por eso, en entrevista con Efe, José Miguel Insulza reconoció que le preocupan casi más los interrogantes que se abrirán “después”.

“Ahí empiezan los problemas. Yo siempre digo que me preocupa la elección, pero me preocupan más los interrogantes que se abren después”, que son fundamentalmente dos: la formación de Gobierno y la reconstrucción del país, explicó el secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA).

“De los dos candidatos a presidente -Michel Martelly y Mirlande Manigat- ninguno tiene en la segunda vuelta suficientes posibles parlamentarios como para tener mayoría en alguna de las Cámaras”, auguró Insulza al referirse a los comicios que tendrán lugar el domingo 20.

“Por lo tanto evidentemente va a haber un problema de cohabitación. El presidente tiene que elegir a un primer ministro que tiene que ser votado y aceptado por el Congreso”, recalcó.

“Hay un periodo ahí que esperamos se resuelva pronto, pero que es una fase difícil en cualquier democracia en el que el presidente y el Congreso tienen que concordar en un primer ministro y en un Gobierno”, añadió.

Pese a los problemas e irregularidades que se registraron en la primera vuelta, celebrada el 28 de noviembre, el secretario general de la OEA opinó que “no hay nada que demuestre que Haití no pueda hacer una elección normal” y expresó su confianza en que el proceso sea “tan normal” como el de 2006.

El organismo despliega estos días en todos los departamentos de Haití a expertos del total de 200 observadores que integrarán la Misión de Observación Electoral Conjunta (MOEC) de la OEA y de Caricom, para evaluar el desarrollo de la segunda vuelta de las elecciones presidenciales y legislativas este domingo.

“No creo que vaya a haber demasiados problemas. No va a tener el grado de agitación que tuvo la primera vuelta”, insistió Insulza, que ha dejado en manos de Colin Granderson, diplomático de Trinidad y Tobago, el liderazgo de la MOEC.

La OEA ha desempeñado un papel clave tras la primera vuelta electoral, al verificar la tabulación de los resultados, lo que llevó a Haití a otorgar el segundo puesto a Martelly, en detrimento del oficialista Jude Celestin.

Los expertos del organismo llegaron a esa conclusión tras excluir 234 hojas de resultados y restarles votos a todos los aspirantes presidenciales, incluida la ganadora de la primer vuelta, la ex primera dama Mirlande Manigat.

El titular de la OEA espera que, después de las “correcciones” que se hicieron tras la primera vuelta y las recomendaciones que se emitieron, la segunda vuelta se pueda desarrollar con normalidad.

Además de las posibles dificultades para formar Gobierno, Insulza comentó que “hay un problema importante de gobernabilidad, de la calidad del Gobierno, de las instituciones estatales. Hay que construir Estado”, afirmó.

Y después, está la reconstrucción. Haití necesita para ambos retos el apoyo de la comunidad internacional.

“Tiene que destinar los recursos a eso y ayudar a Haití y yo le agregaría todavía un requisito más: que la mayor parte de los recursos se queden en Haití”, señaló.

Explicó que muchos de los recursos que se emplean sirven para contratar a personal que ni siquiera va a Haití, indicó.

“No es lo mismo decir que se recogió todo ese dinero para Haití que decir que se está aplicando todo ese dinero a Haití”, lamentó. “Eso hay que mejorarlo mucho”, apuntaló.

Insulza cree que “hay voluntad” en Haití para empezar de cero y construir un nuevo país, pero ahora, subrayó, sin una mejor organización de la ayuda internacional eso no será posible.

“Cada país quiere gestionar su propia cooperación. Se creó la Comisión Interina para la Reconstrucción de Haití (CIRH) y ha recibido la donación de Brasil; los demás siguen gestionando sus propios recursos”, se quejó.

Mientras eso no cambie no va a ser nunca eficiente la ayuda”, concluyó Insulza.

Comenta con tú facebook

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *