x

Investigadores descubren que los neandertales usaban pegamento para fabricar herramientas

Descubrimiento

En el estudio participaron expertos de la Universidad de Nueva York, la Universidad de Tübingen y los museos nacionales de Berlín.

Imagen sin descripción

Nueva York.- Un grupo de investigadores descubrió los restos más antiguos de un adhesivo complejo en Europa, una especie de pegamento que los neandertales usaban para fabricar herramientas de piedra.

El hallazgo, publicado este miércoles en la revista Science Advances, sugiere que estos parientes cercanos de los humanos modernos estaban más avanzados de lo que se pensaba hasta ahora.

Los investigadores volvieron a examinar artefactos hallados en Francia a comienzos del siglo XX, en un yacimiento conocido como Le Moustier, y que llevaban sin inspeccionarse desde la década de 1960.

Las herramientas en cuestión se redescubrieron recientemente, durante una revisión del inventario del Museo de Prehistoria e Historia Temprana de Berlín.

«Los objetos habían sido envueltos individualmente y llevaban sin tocarse desde los años sesenta. Como resultado, los restos de sustancias orgánicas ahí pegados se habían preservado muy bien», dijo en un comunicado la investigadora Ewa Dutkiewicz, una de las líderes del equipo.

En su análisis, los científicos encontraron rastros de ocre y betún, que juntos forman una mezcla lo suficientemente pegajosa como para adherirse a herramientas de piedra, pero sin quedarse pegada a las manos, por lo que podía usarse como mango.

Ya se sabía que los primeros humanos en África usaban mezclas adhesivas para fabricar herramientas, pero no que los neandertales hacían lo mismo en Europa.

«Lo que nuestro estudio muestra es que los primeros Homo sapiens en África y los neandertales en Europa tenían patrones de pensamiento similares», dijo Patrick Schmidt, otro de los investigadores, que destacó la importancia de esta idea para nuestra comprensión de la evolución humana.

En el estudio participaron expertos de la Universidad de Nueva York, la Universidad de Tübingen y los museos nacionales de Berlín.

Comenta con facebook