En Vivo
Combustibles
Gasolina Premium
RD$: 240.30
Gasolina Regular
RD$: 227.20
Gasoil Premium
RD$: 195.60
Gasoil Regular
RD$: 186.50
GLP
RD$: 113.30
Gas Natural
RD$: 28.97
Divisas
Divisa
Compra
Venta
Dólar
48.90
49.40
Euro
58.00
65.00

La columna de Miguel Guerrero: La amenaza real (1)

Miguel Guerrero.

Miguel Guerrero.

El manto de miseria y desolación que envuelve a millones de personas es un fardo demasiado pesado sobre el prestigio del sistema democrático.

Un mayor esfuerzo se requiere para equiparar, en la medida de lo posible, la marcha en el campo del desarrollo económico y social, y principalmente en este último, con las conquistas en el ejercicio democrático.

Tantos niños en completa indigencia, desamparados, desprovistos de alimentación, escuelas y viviendas no son los mejores espejos para reflejar sus virtudes.

La pobreza, con su enorme secuela de desmoralización y desequilibrio social, es una espina clavada en las mismas entrañas de la democracia dominicana.

Durante años se ha tolerado y auspiciado la corrupción, el saqueo del patrimonio público, permitiendo que los bienes comunes fueran sólo usufructuados por un puñado de privilegiados adheridos, como verdaderas sanguijuelas, al poder político.

Cambios dramáticos, profundos si se quiere, son indispensables a breve y mediano plazos, para preservar los logros alcanzados en el ejercicio de los derechos individuales.

Protegidos por una especie de paraguas de bienestar material, muchos dominicanos suelen abstraerse de la realidad para ignorar el peligro que esta situación de desequilibrio social significa para la estabilidad futura de nuestro país.

Con carácter de urgencia, es necesario darle sustancia a la democracia. Es una prioridad hacerla más atractiva al común de la gente que sólo sabe de sus ventajas por referencias de políticos y grupos de presión surgidos a su amparo.

La libertad es el don más sagrado de que puede ser dotado un ser humano y la vida plena es inconcebible sin esta. Pero aún las libertades significan poco en sí mismas, para aquellos que apenas las disfrutan para morir o padecer, dentro de un universo lleno de limitaciones materiales sin perspectivas de progreso.

Temas relacionados
Comenta con tú facebook

Comentarios

Debo confesar que si me impresiono el haber leido esta colunna , llena de tantas realidades , gracias SR Guerrero y que Dios les larga vida.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *