Ir arriba
Mes de Sensibilización sobre el Cáncer de Mama
Sábado 31 de octubre, 2020
Covid-19 en República Dominicana
  • Infectados 126,332
  • Nuevos casos 419
  • Fallecidos total 2,236
  • Nuevos fallecidos 2
  • Recuperados 104,486
  • Críticos
  • Pruebas 588,002
<< Mapa interactivo >>

La economía dominicana creció 7% en los primeros nueve meses del año, según Valdez Albizu

La economía dominicana creció 7% en los primeros nueve meses del año, según Valdez Albizu
La economía dominicana creció 7% en los primeros nueve meses del año, según Valdez Albizu
Banco Central

Banco Central

SANTO DOMINGO, República Dominicana.- La economía dominicana creció un siete por ciento entre enero y septiembre pasados, periodo en el que la inflación alcanzó el 2,53 %, informó este jueves el gobernador del Banco Central (BC), Héctor Valdez Albizu.

En un discurso por el 67 aniversario de la fundación del Banco Central, el funcionario dijo, además, que entre octubre de 2013 y octubre 2014 se registró un aumento de 165.799 empleos netos, con un acumulado de 235.600 nuevos ocupados desde octubre de 2012 hasta la fecha.

Fruto de estos resultados, la tasa de desempleo abierta disminuyó de 7 % a 6 % y la tasa de desocupación ampliada de 15 % a 14,1 %, indicó.

La combinación del crecimiento de la economía y la «elevada» creación de empleos, unido a las bajas presiones inflacionarias, han permitido que la pobreza siga disminuyendo al ritmo registrado en los últimos dos años, durante los cuales 534.139 personas salieron de la misma, para una reducción de 6 puntos porcentuales, dijo.

Discurso íntegro de  Héctor Valdez Albizu y gráficas: Gráficos Discurso 67 aniversario BCRD 

Discurso sexagésimo séptimo aniversario del Banco Central de la República Dominicana, 23 de octubre de 2014

Con profunda emoción comparezco por décimo-séptima vez ante la solemnidad de este auditorio, al conmemorarse el sexagésimo séptimo (67) aniversario de la creación del Banco Central de la República Dominicana, con el propósito de rendir cuentas ante ustedes y el país, como es una costumbre, con relación al desempeño reciente y perspectivas de la economía dominicana, así como sobre los avances institucionales alcanzados durante el presente año.

Les confieso que fue para mí de especial significación, el ser honrado por octava vez como Gobernador de esta Institución, gracias a la confianza depositada en mi persona por el Excelentísimo señor Presidente de la República, Lic. Danilo Medina Sánchez, al ratificarme por segunda ocasión durante su gestión de gobierno. En verdad, amigos todos, me llena de gratitud a Dios y de mucho orgullo, el privilegio de tener 40 años de mi vida siendo parte del Banco Central, escalando desde la posición de auxiliar técnico hasta la más cimera, un largo recorrido que, sin lugar a dudas, ha dejado huellas indelebles en mi corazón.

Como es tradición, siempre aprovecho este escenario para reiterar a mi familia, encabezada por mi madre, mi esposa Fior, mi hijo Héctor Manuel y mis hermanos, todo lo que su amor incondicional, comprensión y solidaridad representa para mí. De igual modo quiero agradecer profundamente, el gran apoyo que recibo de los honorables miembros de la Junta Monetaria, así como reconocer la extraordinaria entrega, esfuerzo y dedicación del Staff Técnico y de todos los bancentralianos en cada jornada diaria. Sin este valioso respaldo, no hubiese podido asumir ante la nación, el gran compromiso constitucional que le corresponde al Banco Central, de garantizar la estabilidad de precios, promover la regulación del Sistema Financiero y el funcionamiento del sistema de pagos, en un contexto internacional cada vez más complejo y volátil.

Ciertamente, vivimos un mundo que se debate entre grandes retos para recuperar la senda del crecimiento, tras la crisis global de 2008. Son diversos los temas medulares de la actualidad, tales como los desafíos para superar la pobreza de más de un tercio de la humanidad y los complicados riesgos geopolíticos en el Medio Oriente, en Europa del Este y en otras regiones, en adición a que prevalece un panorama un tanto incierto y vulnerable.

Entorno Internacional

Hace apenas unas semanas, participamos en la tradicional reunión de otoño del Banco Mundial y del Fondo Monetario Internacional, el cual acaba de publicar las perspectivas económicas mundiales (informe WEO, por sus siglas en inglés). En estas proyecciones se prevé que la economía mundial alcanzaría un crecimiento de 3.3% en este 2014, elevándose a 3.8% para el año 2015, impulsado en gran medida por el desempeño de los países emergentes.

Para los Estados Unidos de América se evidencian buenas noticias. Por un lado, afloran mejorías en el mercado laboral, con la menor tasa de desempleo en los últimos 6 años, al registrar en el mes de septiembre 5.9%, con la expectativa de que pronto se alcanzaría su tasa considerada de pleno empleo, en torno al 5.25%. Por otro lado, ha habido en dicha nación una recuperación en el consumo y la inversión privada, estimándose un crecimiento económico de 2.2% en este año y de 3.1% para 2015. Este escenario toma en cuenta, el retiro del estímulo monetario que viene realizando la Reserva Federal, vislumbrándose que se mantendrían bajas las tasas de interés hasta por lo menos mediados del 2015, lo cual ha sido internalizado por los mercados y los agentes económicos dominicanos. Estas perspectivas deberán incidir positivamente en nuestra economía, dado el estrecho vínculo que nos une con ese país, con el que mantenemos un intercambio comercial de alrededor del 60 por ciento.

En cuanto a la Zona Euro, después de dos años de recesión, se proyecta una expansión de 0.8% en 2014, influida en gran medida por el desempeño que mantiene Alemania y la recuperación que vienen teniendo España y Portugal, esperándose para el 2015 una mejoría de 1.3%. Estos resultados esperados también son buenos augurios para nuestra economía.

En el caso de América Latina y el Caribe se estima que el PIB crezca 1.3% este año, por los pobres resultados esperados de tres de sus más grandes economías: Brasil, Argentina y Venezuela, proyección que se elevaría a 2.2% en el 2015. Según esta publicación del FMI, la República Dominicana sería el segundo país de mayor crecimiento económico de la región, sólo superado por Panamá.

En ese tenor permítanme ahora, como ya es tradición en cada aniversario, presentarles las primicias de la economía al tercer trimestre del año y las perspectivas al cierre de 2014.

SECTOR REAL

Me complace anunciarles, que con las nuevas cuentas nacionales referenciadas al 2007 y de acuerdo con cifras preliminares, la economía dominicana medida a través del Producto Interno Bruto en términos reales, registró un crecimiento acumulado de 7.0% en enero-septiembre 2014, continuando el proceso de dinamización iniciado el pasado año, cuando se adoptaron medidas monetarias y fiscales para impulsar el crecimiento económico, la generación de empleos, reducir el déficit fiscal y preservar la estabilidad macroeconómica.

Todas las actividades económicas muestran un crecimiento positivo en el valor agregado de la producción en términos reales, siendo las de mayor incidencia: minería 24.1%, construcción 10.7%; hoteles, bares y restaurantes 8.2%, salud 8.2%, intermediación financiera y seguros 7.8%, enseñanza 6.7%, manufactura 5.7%; transporte 5.6%, agropecuaria 5.4% y comercio 5.0%. Este desempeño es cónsono con el incremento de 7.6% en las ventas de las empresas reportadas a la DGII en enero-agosto 2014, observándose que las que más aumentaron fueron las actividades de mayor crecimiento dentro del PIB.

Un aspecto a resaltar es que están creciendo las actividades más generadoras de empleos. Entre octubre 2013-octubre 2014, tuvimos un aumento de 165,799 empleos netos, con un incremento acumulado de 235,600 nuevos ocupados desde octubre 2012 a la fecha. Con estos resultados, la tasa de desocupación abierta disminuyó de 7% a 6% y la tasa de desocupación ampliada se redujo de 15% a 14.1%, lo cual apuntaría a que antes de finalizar su período gubernamental, el Presidente de la República, Lic. Danilo Medina Sánchez, estaría alcanzando su aspiración de promover 400,000 nuevas oportunidades de trabajo.

La combinación de este crecimiento económico sostenido, con elevados niveles de creación de empleos, unido a las bajas presiones inflacionarias, constituyen factores fundamentales que conllevarían necesariamente a que la pobreza siga disminuyendo a un ritmo similar al registrado en los últimos dos años, en que 534,139 personas salieron de la pobreza, una reducción de 6 puntos porcentuales. Sin lugar a dudas, amigos, estas son buenas noticias.

POLÍTICA MONETARIA Y SECTOR FINANCIERO

Este incremento en la producción y el empleo, se ha logrado en un marco de estabilidad de precios. Como fue publicado en la prensa nacional, en el período enero-septiembre de 2014, la inflación fue de 2.53%, mientras que la anualizada, medida de septiembre 2013 a septiembre 2014, se ubicó en 2.83%, tasa muy inferior al 5.13% registrado en igual lapso del año anterior, situándonos en el segundo lugar entre los países de menor inflación en América Latina, excluyendo los países dolarizados.

Para estos fines, la política monetaria ha actuado de manera oportuna, manteniendo una postura neutral orientada a que la inflación converja al rango meta en el horizonte de política y a que la economía crezca en torno a su potencial. En ese sentido, el Banco Central ha sido prudente en proveer la liquidez necesaria para satisfacer la demanda de dinero de los diferentes sectores económicos de la vida nacional.

Bajo este escenario, la tasa de interés de política monetaria se ha mantenido en 6.25% desde agosto de 2013, en tanto que las tasas de interés de mercado han permanecido inferiores a su promedio histórico. Esta condición, conjuntamente con una mayor competencia bancaria, impulsaron los préstamos en moneda nacional al sector privado del sistema financiero, los cuales al 30 de septiembre de 2014 respecto al cierre de diciembre 2013, crecieron en 11.0%, unos RD$53,231.0 millones adicionales, muy superior al aumento de RD$42,281 millones que se verificó en similar período del año anterior.

En términos anualizados, el crecimiento de dichos préstamos fue de 15.3% a septiembre 2014, es decir que los hogares y las empresas dominicanas, especialmente los sectores manufactura, comercio, MIPYMES y para la adquisición de viviendas, recibieron préstamos en el orden de RD$71,002.0 millones por encima de lo recibido a septiembre 2013, cuando el Banco Central había liberado alrededor de RD$20 mil millones de los recursos del Encaje Legal. Esto significa, amigos, que está fluyendo el crédito bancario en la economía.

Como país, desde hace una década, tenemos la fortaleza de poseer un Sistema Financiero estable, con adecuados indicadores, el cual presenta a septiembre 2014, un coeficiente de liquidez de 22.2%, una rentabilidad del patrimonio promedio de 18.5%, una morosidad de 1.96% y un índice de solvencia de 17.7% a agosto 2014, muy superior al 10% que exige la Ley Monetaria y Financiera. La banca múltiple, que representa más del 86% del Sistema Financiero, exhibió a esa misma fecha, una morosidad de 1.69%, una rentabilidad del patrimonio de 21.5% y una solvencia de 15.4%.

SECTOR EXTERNO

 En consonancia con el comportamiento de la economía dominicana, el sector externo exhibe un favorable desempeño. El déficit de la cuenta corriente de la balanza de pagos se redujo en US$221.9 millones en enero-septiembre respecto a igual periodo de 2013, impulsado por el crecimiento en 4.3% de las exportaciones totales y el extraordinario incremento de los ingresos de turismo y de las remesas.

Dentro de las exportaciones de bienes, se destacan las de oro y plata, que fueron US$322.7 millones superiores a las de enero-septiembre 2013, así como el cacao, que por su calidad podría ser considerado parte de nuestra marca país, cuyas exportaciones incluyendo las que salieron bajo el régimen de zonas francas especiales, crecieron en 40.0%, ascendiendo a US$200.0 millones. Otros rubros a destacar son el tabaco, los bienes adquiridos en puerto y el azúcar, que crecieron en un 13.2%, 7.9% y 5.6% respectivamente. Las exportaciones de Zonas Francas totalizaron US$3,877.5 millones, creciendo 3.6% en los primeros nueve meses del año.

Respecto al turismo, principal fuente de divisas del país, en enero-septiembre 2014 los ingresos por este concepto crecieron significativamente en un 11.5%, alcanzado US$4,285.3 millones, gracias al crecimiento de un 10% en la llegada de turistas en dicho período. Es importante señalar, a título ilustrativo, que sólo en el pasado mes de septiembre, el incremento del flujo turístico fue de un extraordinario 13.3%. Son datos verdaderamente alentadores.

Similar comportamiento experimentan las Remesas, las cuales crecieron en 10.8%, ascendiendo a US$3,462.4 millones, unos US$336.4 millones adicionales al flujo recibido en enero-septiembre 2013, un loable respaldo de nuestra diáspora.

Hay que resaltar el comportamiento favorable de la inversión extranjera directa, la cual alcanzó US$1,807.4 millones en enero-septiembre, monto superior en US$298.6 millones a igual período de 2013, es decir un crecimiento de un 20%. Este incremento, principalmente en los sectores comercio y comunicaciones, reafirma que la República Dominicana sigue siendo un destino atractivo para las inversiones extranjeras.

Como era de esperarse, estimados amigos, este desempeño del sector externo contribuyó a alcanzar reservas internacionales equivalentes a casi 3 meses de importaciones, colocándose al 20 de octubre de 2014 en US$4,353.4 millones las reservas brutas y en US$4,128.9 las netas. Esta posición de reservas equivale a una cobertura de un 111% respecto a la emisión monetaria, es decir, que por cada peso emitido, el Banco Central dispone de un respaldo de 1.11 dólares, uno de los ratios más altos en toda la historia financiera dominicana y con tendencia a que.se incremente hacia final del presente año.

En línea con este panorama, el mercado cambiario dominicano registra uno de los menores niveles de depreciación acumulada de la región, siendo ésta al 20 de octubre de 2014 de sólo 2.6%, muy por debajo de Argentina, Brasil, Chile, Perú, Colombia y Costa Rica, entre otros, con depreciaciones entre 3% y 23%.

Logros Institucionales 2014

Permítanme ahora compartir algunos de los principales avances institucionales, de los cuales ustedes son los verdaderos protagonistas, muestra fehaciente de esa cultura cada vez más arraigada en el Banco Central, de promover la búsqueda de logros por resultados.

En lo concerniente a la regulación bancaria, en este año la Honorable Junta Monetaria conoció el Anteproyecto de Ley de Sociedades de Garantías Recíprocas, remitido al Poder Ejecutivo para su consideración, al igual que aprobó el 14 de agosto, el Reglamento de Microcréditos, que posibilitarán a las MIPYMES un mayor acceso al crédito y en mejores condiciones. Asimismo, se publicaron otros dos importantes Reglamentos: el de Protección al Usuario de los Servicios Financieros y el de Riesgo de Liquidez del Sistema Financiero.

Una iniciativa que beneficia a la población dominicana, especialmente a las zonas rurales más alejadas, lo constituye la aprobación por parte de la Honorable Junta Monetaria de la figura del subagente bancario, que propicia una mayor bancarización e inclusión financiera. Ya importantes entidades bancarias han contratado 670 Subagentes Bancarios, poniendo en servicio a la fecha unos 238, a través de colmados, farmacias, ferreterías y otros establecimientos comerciales, mejorando el acceso a productos de la banca dominicana de los grandes conglomerados sociales más vulnerables.

Este primero de octubre, como parte del 67 aniversario de nuestra institución y cumpliendo con un mandato legal de incorporar como flor nacional, la “Flor de Bayahíbe”, el Banco Central puso en circulación la Sexta Familia de Billetes, ofreciendo medios de pago de alta calidad, tomando en cuenta los últimos estándares de seguridad en esta materia.

Un avance que nos llena de satisfacción, es que después de 5 años de arduo trabajo y con la asesoría de expertos internacionales, el Banco Central presentó las nuevas Cuentas Nacionales con referencia al año 2007, siguiendo las recomendaciones más recientes del Manual SCN 2008. Esta nueva compilación exhibe una mayor base de datos para la estimación de los agregados macroeconómicos y la actualización de la estructura productiva del país. En adición, pusimos a disposición, el Indicador Mensual de la Actividad Económica (IMAE), que mide la tendencia-ciclo del crecimiento para la toma de decisiones oportunas.

Otro hito importante, es que fuimos el cuarto país de la región en publicar la Balanza de Pagos en consonancia con el Sexto Manual promovido por el FMI en esta materia, publicando en esa dirección, el Documento metodológico sobre la implementación del VI Manual; elCenso Económico del Sector Zonas Francas;Censo de Endeudamiento Externo del Sector Privado y Las Remesasen la República Dominicana.

Por otra parte, hemos asumido el compromiso institucional de contribuir con una cultura económica y financiera en nuestro país. En ese tenor, el Banco Central levantó la primera Encuesta Nacional de Cultura Financiera, cuyos resultados daremos a conocer como parte del programa de actividades del 67 aniversario de esta institución.

Asimismo, con el programa “Aula Central”, se continúan impartiendo los diplomados de economía para periodistas; se promueve la competencia “Economistas del futuro” para estudiantes de término del bachillerato; ofrecemos talleres a distintos gremios y acabamos de celebrar el IV Seminario Internacional sobre retos y desafíos de la comunicación digital. Igualmente, se incorporó en la Web del Banco Central la sección Página Abierta, espacio para que nuestros técnicos divulguen sus opiniones sobre temas de interés del quehacer económico.

 

También como parte de nuestra responsabilidad social institucional, relanzamos el Voluntariado del Banco Central, a través del cual se han realizado varias jornadas de reforestación, apoyo comunitario y obras sociales, además de que estamos capacitando 540 profesores en todo el país en economía y finanzas, mediante un acuerdo de colaboración firmado con el Instituto Nacional de Formación y Capacitación del Magisterio, INAFOCAM.

Recientemente recibimos varios reconocimientos. Gracias al esfuerzo colectivo en la implementación exitosa de nuestros Planes Estratégicos, fuimos nominados al premio mundial como mejor Oficina de Manejo de Proyectos del año 2014 por el Instituto Internacional de Manejo de Proyectos. De igual modo, el Banco Central ganó el Global Money Week Award 2014, región Las Américas y el Caribe, por la excelencia en la organización de la Semana Económica y Financiera y alcanzamos el primer lugar de las instituciones oficiales en utilizar nuestra plataforma digital o lo que se denomina Gobierno Electrónico, en el marco de la política de transparencia que promovemos.

Perspectivas Económicas

Estimados amigos, estoy convencido de que las perspectivas de la República Dominicana son muy positivas para el cierre del 2014. Nuestras proyecciones apuntan a que la economía seguirá por una senda de crecimiento real en torno a su potencial, entre un 5.5% y 6.0%, con una tasa de inflación cercana al límite inferior de su rango meta de 4.5% ± 1%, además de mantenerse la estabilidad relativa del tipo de cambio, un Sistema Financiero líquido y solvente, así como el eficiente funcionamiento de un moderno Sistema de Pagos.

Este horizonte de crecimiento con estabilidad se fortalece con el gran logro del Gobierno en los últimos dos años, al reducir en a torno cuatro puntos porcentuales el déficit fiscal, que estaría cercano a 2.8% del PIB en 2014. Cabe resaltar que en el Presupuesto General del Estado del 2015, se contempla un superávit primario de 0.5% del PIB y un déficit del Gobierno Central de 2.4% del Producto. Este extraordinario esfuerzo definitivamente redundará en una mejoría de la sostenibilidad del ratio deuda pública con relación al PIB.

En cuanto al Sector Externo, se espera un déficit en cuenta corriente en un 3.9% del PIB, en línea con el promedio histórico. Las exportaciones totales estarían por encima de los US$10,000 millones, los ingresos por turismo superarían los US$5,600 millones con el récord de más de 5 millones de turistas, las remesas sobrepasarían los US$4,600 millones y la Inversión Extranjera Directa estaría por los US$2,200.0 millones. Esto significa que el país este año, sólo por los renglones antes citados, estaría recibiendo ingresos por divisas superiores a los US$22,400 millones, lo que deberá redundar en beneficio de un mejor saldo global de la balanza de pagos y de la estabilidad relativa del mercado cambiario.

Con relación a la disminución que están experimentando los precios internacionales del petróleo, pienso que de mantenerse esta situación, podría abrirse una oportunidad para que el país ponga en marcha una “estrategia de cobertura a través de contratos a futuro”, orientada a la adquisición de petróleo y de otros commodities a los precios atractivos de la actualidad.

Como se puede apreciar, la economía dominicana, va por el camino correcto. No obstante, estamos conscientes de que el país tiene una agenda pendiente que implementar en coordinación con el sector privado, a fin de impulsar políticas públicas y reformas estructurales que hagan posible que el crecimiento económico “se derrame” en forma más equitativa en la población dominicana, contribuyendo a reducir la pobreza y la desigualdad.

Reflexiones Finales

Quiero expresarles amigos, que hoy más que nunca los tiempos que vive la humanidad demandan una actitud de compromiso y responsabilidad, para alcanzar el bienestar económico e inclusión social de la población más necesitada, con empleos de calidad, más educación y mejor salud. Desde el Banco Central continuaremos con empeño trillando ese trayecto de casi siete décadas de existencia, de cumplir el mandato constitucional y legal, de garantizar el control de la inflación, el peor flagelo en contra de los asalariados y los más desposeídos.

Permítanme compartir con ustedes el mensaje de que a todos, sin excepción, nos corresponde aportar nuestro trabajo y mejores esfuerzos, en aras de construir una sociedad más justa y humana. Como recientemente expresó Su Santidad, el Papa Francisco: “la hermandad entre los hombres y la colaboración para construir una sociedad más justa no son un sueño ni una fantasía, sino el resultado de un esfuerzo concertado y del trabajo digno de todos hacia el bien común”. Abracemos de corazón y con FE ese gran desafío.

Finalizo mis palabras, expresándoles que la grandeza de una sociedad está determinada por la forma como enfrenta su porvenir. Con los fundamentos de nuestra economía y sus potencialidades, les exhorto, amigos todos, a que continuemos apostando, con optimismo y esperanza, a un mejor futuro de esta hermosa tierra que nos vio nacer. Que Dios los bendiga siempre.

 

Muchas Gracias.

Comenta con tú facebook

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *