En Vivo
Combustibles
Gasolina Premium
RD$: 240.30
Gasolina Regular
RD$: 227.20
Gasoil Premium
RD$: 195.60
Gasoil Regular
RD$: 186.50
GLP
RD$: 113.30
Gas Natural
RD$: 28.97
Divisas
Divisa
Compra
Venta
Dólar
48.90
49.40
Euro
58.00
65.00

La suspensión de la jornada reabre la vieja polémica de cubrir la central

La suspensión de la jornada reabre la vieja polémica de cubrir la central
La suspensión de la jornada reabre la vieja polémica de cubrir la central

Raqueta con pelota de tenis

NUEVA YORK, EE.UU.– La suspensión de la novena jornada del Abierto de Estados Unidos de tenis debido a la lluvia ha reabierto la vieja polémica sobre la idoneidad de instalar un techo retráctil en la pista central Arthur Ashe, para que las condiciones meteorológicas no condicionen tanto el desarrollo del torneo.

Y es que la final del último Grand Slam de la temporada se ha visto obligada a retrasarse un día y disputarse en lunes en los tres últimos años, un hecho sin precedentes en la historia de los grandes torneo tenísticos.

Esta situación se ve agravada por el hecho de que el Abierto de Estados Unidos es el único Grand Slam que no concede un día de descanso entre las semifinales y la final masculina.

El torneo norteamericano dispone que las dos semifinales del cuadro masculino se jueguen el sábado, cuando en el resto de Grand Slams juegan viernes, junto a la final femenino, en el denominado “súper sábado”, una jornada así configurada por el tirón televisivo de ofrecer en un mismo día estos tres partidos.

En 2008, ya se tuvo que aplazar un día la final, por primera vez desde 1987, que disputaron Roger Federer y Andy Murray, debido al retraso que provocó el paso de la tormenta tropical Hannah por Nueva York. Sin embargo, en los dos años siguientes las condiciones climatológicas también obligaron a jugar la final en lunes.

La Asociación Estadounidense de tenis (USTA), ya defendió el pasado año, tras aplazarse la final entre Rafa Nadal y Novak Djokovic, la decisión de no poner techo a la pista central Arthur Ashe, la más grande del mundo con 23.771 localidades, a través de su portavoz Chris Widmaier.

“Es técnicamente complejo y exige un gran esfuerzo financiero. Al coste de más de 150 millones de dólares, ¿gastarían eso en un techo o seguirían financiando los programas de tenis de base en este país?”, se cuestionó.

Widmaier comentó entonces que se habían invertido 100 millones de dólares en distintas mejoras en el Centro Nacional de tenis Billie Jean King en los últimos cinco años, y que el dinero que genera el torneo es destinado al desarrollo de jugadores y a la mejora de instalaciones de tenis en todo el país.

De los cuatro torneos de Grand Slam sólo el torneo americano y Roland Garros no cuenta con techo en sus pistas centrales, mientras que Wimbledon y el Abierto de Australia sí.

En Melbourne, tanto la pista central ‘Rod Laver’ como la ‘Hisense Arena’ cuentan con techos retráctiles que se emplean en caso de lluvia o calor extremo, mientras que Wimbledon, un torneo que también tenía muchos problemas con la lluvia, inauguró su techo en la pista central en mayo de 2009, teniéndolo que utilizar por primera vez ese mismo año.

Comenta con tú facebook

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *