En Vivo
Combustibles
Gasolina Premium
RD$: 240.30
Gasolina Regular
RD$: 227.20
Gasoil Premium
RD$: 195.60
Gasoil Regular
RD$: 186.50
GLP
RD$: 113.30
Gas Natural
RD$: 28.97
Divisas
Divisa
Compra
Venta
Dólar
48.90
49.40
Euro
58.00
65.00

Leonel entre el yunque y el martillo

Leonel entre el yunque y el martillo
Fernando Sibilio

Fernando-sibilioQueda el Doctor Leonel Fernández tres pasos delante de la resaca electoral y dos pasos detrás de la realidad política, al querer convertir el resultado electoral en un rompecabezas, sin disponer de piezas para armar. Pierden de vista los seguidores de Leonel, que de una lucha entre Jack Veneno y Relámpago Hernández, sus seguidores salían abrazados pero ahora de un concierto de Omega se sale a Tiros.

Demuestra Danilo Medina, en esta reunión del Comité Político, que los intereses políticos del poder están por encima de todos los principios y normas del Partido, pues el Partido es un medio, nunca un fin en sí mismo. Queda la lealtad, la solidaridad, la gratitud, por citar algunos valores, son solo medios para perseguir valores políticos superiores como la extensión indefinida en el poder, o permanecer con el control absoluto de las instituciones del Estado.

Usa Danilo Medina, como buen herrero político, una estrategia de yunque y martillo, al designar a su hermana, la Diputada Lucía Medina, como Presidenta de la Cámara de Diputados y al Senador Reinaldo Pared, como Presidente del Senado. Servirá la presidencia de la Cámara de Diputados, para la desconstrucción del aparato Leonelista en el Partido, y la presidencia del Senado para el desgaste del criterio político de trascendencia del expresidente.

Ejerce Lucía Medina de martillo, en las manos de su hermano, y Reinaldo Pared servirá de yunque para soportar todos los martillazos para troquelar el leonelismo en el Partido de la Liberación Dominicana. Podrán con este ejemplo de herrería política, el lugar que ocupa el equilibrio político del cual alardeaban los Diputados y los seguidores de Leonel Fernández.

Aspiraban 17 Diputados peledeistas a la presidencia de esta Cámara y al Senado seis. La prensa, los analistas, los editoriales y los líderes de opinión presionaban para salvar el nombre de Leonel Fernández, con argumentos absurdos sobre los juegos del poder, pedían negociar por obligación. Planteaban hipótesis sin ningún criterio de evidencia directa, en este nuevo tablero político, porque todo está bajo el control absoluto de Danilo Medina.

Perdieron de vista que Leonel Fernández rompió todo criterio político de coherencia, al firmar un pacto con Danilo Medina que, a nada obligaba y que nadie estaba obligado a cumplir, cuyos resultados están ahí. Perdió en ese acuerdo los criterios políticos de previsión, esa inteligencia que te permite establecer y construir mecanismos que, aun fuera de la experiencia electoral, se pueda controlar o condicionar los acontecimientos.

Dejó atrás el criterio político de progreso, el Doctor Fernández, al firmar el pacto con Danilo Medina, pues el progreso político se muestra en un aumento de poder de decisión o por una mayor capacidad de resolver problemas. Roberto Salcedo, candidato a la Alcaldía por el Distrito Nacional y el Senador Sosa, por San Pedro de Macorís son los peores ejemplos de su fracaso, en el poder de decisión y de su incapacidad para resolver problemas políticos y electorales.

Comenta con tú facebook

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *