En Vivo
Logo
Ir a noticiassin.com
Combustibles
Gasolina Premium
RD$: 240.30
Gasolina Regular
RD$: 227.20
Gasoil Premium
RD$: 195.60
Gasoil Regular
RD$: 186.50
GLP
RD$: 113.30
Gas Natural
RD$: 28.97
Divisas
Divisa
Compra
Venta
Dólar
48.90
49.40
Euro
58.00
65.00

Menstruación irregular: ¿Qué debes saber?

Menstruación irregular: ¿Qué debes saber?
Menstruación irregular: ¿Qué debes saber?

REDACCIÓN INTERNACIONAL.- Es verdad que la llegada de la menstruación no es algo alegre ni que las mujeres celebren. Sin embargo, es importante comprender cuándo se trata de un ciclo regular y cuando es irregular.

La incertidumbre y la preocupación de no tener la regla se puede resolver aprendiendo sobre ella.

La menstruación es parte de un ciclo

Durante todo el mes van sucediendo diferentes acontecimientos en el interior de la mujer. Si bien lo visible es la menstruación, antes y después también hay cambios que vale la pena conocer.

Por lo general, el ciclo menstrual tiene una duración de 28 días en los que los óvulos van madurando en los ovarios.

En el día 5 unos veinte óvulos se acumulan en los folículos ováricos, unos sacos llenos de líquido. Alrededor de diez días más tarde, uno de estos óvulos madura y sale para ser fecundado. Los demás son reabsorbidos por el cuerpo.

Si el óvulo no es fecundado se desintegra, muere y es expulsado, causando el sangrado.

Esto sucede en todas las mujeres en edad fértil. Lo que cambian son los días entre cada etapa.

Si se tiene un ciclo menstrual regular el intervalo entre los períodos es bastante constante (de unos 28 días). En cambio, si el ciclo es irregular, esto va variando mes a mes.

Por ejemplo, el sangrado puede aparecer a los 20 o 30 días del anterior.

No debes sentirte mal si tu ciclo no cumple con los 28 días estipulados. La irregularidad es más frecuente de lo que crees. No significa que estás enferma ni es algo grave.

Sin embargo puedes llegar a mejorar la situación con tus hábitos diarios.

Esto quiere decir que muchas de las causas de esta situación se deben a tu estilo de vida (en el 10% de los casos):

Desórdenes alimenticios (bulimia y anorexia).

Aumentar o adelgazar excesiva y rápidamente.

Padecer estrés o estar bajo mucha presión.

Los problemas personales y emocionales.

Los desequilibrios hormonales (como, por ejemplo, de la glándula tiroides).

Los viajes y cambios de hábitos.

Hacer mucho ejercicio.

Problemas en los órganos sexuales (por ejemplo, ovarios poliquísticos).

Consumir medicamentos.

Amamantar.

Haber tenido un bebé hace poco.

Cercanía de la menopausia.

Ser adolescente.

Menstruación irregular y fertilidad

Muchas mujeres no se preocupan demasiado de cuándo le llega la regla hasta que, o bien quieren quedar embarazadas, o no desean ser madres. En ambos casos la regularidad del período es fundamental.

Según un estudio de la Universidad de Emory (Estados Unidos), las mujeres más fértiles son aquellas que tienen un ciclo de 28 a 31 días y cuya menstruación dura 5 días.

Por el contrario, las que atraviesan ciclos más cortos o más extensos tienen más posibilidades de sufrir un aborto espontáneo.

La irregularidad menstrual es sinónimo de un trastorno en la ovulación y puede ser causa de infertilidad femenina (en un 20% de los casos). Una pregunta muy habitual es si tener un ciclo no regular puede afectar en el momento de decidir tener un hijo.

Ese desarreglo puede disminuir la probabilidad de lograr un embarazo, pero también es posible lograr una gestación natural sin problemas.

En realidad, el mayor inconveniente en estas mujeres es que no saben en qué momento el óvulo estará maduro y esperando la fecundación.

Si deseas tener un hijo y eres irregular en tus períodos los médicos recomiendan tener relaciones sexuales cada dos días. Con ello aumentan las posibilidades de conseguir el objetivo.

Y, por supuesto, llevar una vida más saludable y evitar todo aquello que retrase o adelante los días del ciclo.

El período menstrual irregular no es anormal

Si la menstruación para ti no funciona igual que un reloj suizo no tienes que desesperarte ni preocuparte. Es normal que eso suceda ya que el cuerpo humano no funciona como una máquina y hay muchas fluctuaciones que pueden modificar el metabolismo.

Es preciso que consultes con un médico en el caso de no tener la regla por un período que exceda el mes y medio y una vez que hayas confirmado que no estás embarazada.

También si el período dure más de 7 días y se produce a 3 semanas o 45 días del anterior y si tienes muchos dolores durante la regla (que no te permiten moverte de la cama o hacer tus actividades con normalidad).

Las condiciones que pueden provocar esta irregularidad son variadas:

Infecciones

Quistes en los ovarios

Miomas o fibromiomas

Cáncer

Pólipos

Presta atención también si sangras entre períodos o luego de tener relaciones sexuales. Los dolores en cualquier momento del mes no deben dejarse de lado.

Si no quieres asustarte por un posible embarazo cada mes es preciso que utilices algún método anticonceptivo (como las píldoras o los preservativos).

Es bueno, a su vez, que anotes en un cuaderno cada período: fecha de inicio, fecha de finalización y días de duración. Así podrás llevar un control más detallado y no entrarás en pánico pensando que algo malo te sucede.

Cuando el ciclo menstrual es irregular podemos analizar las señales del cuerpo en lugar de mirar en el calendario. De esta manera sabrás si falta poco para el período. Los principales cambios son:

Dolores de espalda

Pechos hinchados o duros

Molestias en los senos

Dolor de cabeza

Alteraciones en el sueño

Estar siempre cansada

Aumento del acné en el rostro

Hinchazón abdominal

Ganas de comer todo el tiempo

Altibajos emocionales

Sensibilidad

No te olvides de llevar siempre contigo compresas o tampones para evitar que las sorpresas te arruinen el día.

Comenta con tú facebook

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *