X
Ir arriba
Mes de Sensibilización sobre el Cáncer de Mama
Aplicación española para el cálculo de riesgos por Covid-19
Covid-19 en República Dominicana
  • Infectados 242,087
  • Nuevos casos 695
  • Fallecidos total 3,150
  • Nuevos fallecidos 11
  • Recuperados 195,594
  • Críticos
  • Pruebas 1,223,808
<< Mapa interactivo >>

Merkel pide apoyo parlamentario y ciudadano para la nueva era energética

Merkel pide apoyo parlamentario y ciudadano para la nueva era energética
Merkel pide apoyo parlamentario y ciudadano para la nueva era energética

Angela Merkel

Berlín.- La canciller alemana, Angela Merkel, solicitó este jueves el apoyo parlamentario y ciudadano a la nueva era energética que propone su gobierno, que conlleva el apagón nuclear en 2022 y una apuesta decidida por el ahorro eléctrico y las fuentes renovables.

Alemania se enfrenta a la «labor hercúlea» de reformar completamente su política energética, pero «somos el país de las ideas» y «la primera nación industrializada del mundo» en apostar por el fin de la energía atómica y el fomento prioritario de las renovables, dijo Merkel ante el pleno del Bundestag.

Tras recordar que Alemania ha superado de manera ejemplar la crisis financiera internacional, la líder cristianodemócrata (CDU) afirmó que «Alemania tiene el potencial y la fuerza» para abordar un objetivo que «se asemeja a la cuadratura del círculo», pero que es técnica y financieramente alcanzable.

Después de que el lunes aprobara el gabinete ministerial el paquete de proyectos de ley, la intervención de Merkel abrió su tramitación urgente en el Bundestag para que antes de la pausa estival sea sancionado por el Bundesrat, la cámara alta o de los Länder, y entre inmediatamente en vigor.

La oposición socialdemócrata (SPD) y verde criticó a Merkel por hacer suya una iniciativa que estas dos formaciones ya plantearon en el año 2000, aunque dejaron entrever que apoyarán el proyecto de ley que sanciona el apagón nuclear y estudiarán detenidamente las otras diez propuestas legislativas para la nueva política energética.

El gobierno «rompió innecesariamente hace pocos meses el consenso básico» para el fin de la energía atómica y ahora trata de recuperarlo haciéndose pasar por «el inventor del cambio energético», dijo el líder parlamentario del SPD, Frank Walter Steimeier.

«25 años después de Chernobil la CDU saca las consecuencias de Fukushima. Tarde, pero correctamente», dijo el portavoz parlamentario de los verdes, Jürgen Trittin, quien agradeció irónicamente a Merkel que su actual iniciativa acabe con una década de resistencia a las ya viejas propuestas en materia de energía de la actual oposición.

La canciller planteó en su discurso metas como conseguir que en 2020 el 35 por ciento de la producción eléctrica en Alemania corra por cuenta de plantas de energía renovable y del 80 por ciento en 2050, mientras el consumo eléctrico deberá reducirse un 10 por ciento a lo largo de los próximos diez años.

Para ello será necesario, dijo, no solo fomentar la construcción de nuevos parques eólicos, sino ampliar drásticamente las redes de alta tensión o incentivar la renovación ecológica de los edificios para reducir su consumo energético y lograr que su impacto climático sea nulo en 2050.

Asimismo prometió un informe anual ante la cámara baja alemana para verificar el cambio de la política energética basado en los estudios de la Oficina Federal de Estadística y otros análisis energéticos para «comprobar que el plan funciona».

«Podemos ser la primera nación industrializada del mundo que logra el cambio a la electricidad del futuro», afirmó la canciller, quien reconoció ante el plenario que «Fukushima cambió mi postura hacia la energía nuclear» y le hizo renegar de la ley que su propio gobierno aprobó en otoño pasado para prolongar la vida de las centrales atómicas hasta mediados de los años 2030.

La canciller alemana amplió su solicitud de respaldo a la nueva política energética a toda la ciudadanía, a la que pidió que, si desea el fin de la era nuclear, no obstaculice con demandas legales la construcción de las nuevas redes de alta tensión o futuros parques eólicos.

«Quien dice A, también debe decir B», afirmó Merkel, para la que «los objetivos planteados solo se pueden alcanzar con una reforma profunda de nuestro suministro eléctrico» que apuesta por las energías renovables y, sobre todo, por los parques eólicos marítimos y en tierra.

Comenta con tú facebook

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *