x

MP desplega operación en la frontera y arresta 15 miembros de supuesta red de tráfico de inmigrantes 

Como parte de la operación se realizaron 16 allanamientos llevados a cabo la madrugada del domingo, para desarticular la organización criminal de tráfico ilícito de inmigrantes haitianos.

Imagen sin descripción

SANTO DOMINGO.- La Procuraduría Especializada Contra el Tráfico Ilícito de Migran­tes y Trata de Personas (PETT), conjuntamente con la Fiscalía de Montecristi, puso en marcha la madrugada del domingo la Operación Frontera, mediante la cual desarticuló una supuesta red de criminalidad organizada dedicada al tráfico de inmigrantes haitianos.

En la operación desplegada en la zona fronteriza norte, que comprende las provincias de Monte Cristi y Dajabón, fueron arrestados Eddy Rafael Cordero Villanueva y Osiris Rafael Estévez Fortuna, quienes han sido identificados como cabecillas de esta red tráfico de migrantes desde Haití.

Otros de los miembros de esta red que fueron arrestados son: Elbio José Castillo Martínez, Hilario Antonio Gómez Paul, Santo Valerio Contreras, Anelby Susaña Guzmán, Jesús María Cerda Acosta, Anelsy Escarlex Cordero Núñez y María Rafaela Batista de Cordero.

En la operación también fueron detenidos los miembros del Ejército Dominicano, los segundo teniente José Dolores Hernández Merejildo y Julio César Pujols Montero; los sargento mayor Rafael Contreras y Rafael Zabala Peña y el cabo Sandro Liranzo Javier.

La titular PETT, Yoanna Bejarán, puntualizó, que el Ministerio Público ha actuado conforme con la directriz que ha impartido la procuradora general de la República, Miriam Germán Brito, de combatir todas las manifestaciones de crimen organizado.

“Se pudo desmantelar esta organización criminal que operaba en la frontera norte, especialmente en la provincia de Montecristi, desde donde lograron trasladar a cientos de inmigrantes haitianos e introducirlos a territorio dominicano debido a que su cabecilla reside en la zona y contaba con la complicidad de los miembros arrestados del Ejército Dominicano que en el desempeño de sus funciones se encontraban habilitados para resguardar y proteger la frontera de nuestro país, quienes permitieron el tráfico ilícito de cientos de nacionales haitianos hacia territorio de la República Dominicana”, indicó Bejarán.

En las próximas horas el Ministerio Público solicitará medida de coerción en contra de los imputados en la Oficina judicial de Servicios de Atención Permanente de Montecristi, por violación al tipo penal de tráfico Ilícito de Migrantes, previsto y sancionado en los artículos 2 y 7 (literales b, c, d y e) de la ley 137-03, sobre Tráfico Ilícito de Migrantes y Trata de Personas; los artículos 265 y 266 del Código Penal Dominicano, que tipifican como un delito la Trata y Tráfico de Personas.

De acuerdo con la investigación realizada por el Ministerio Público, los cabecillas y miembros de la red se dedicaban a financiar, facilitar y transportar a migrantes a través de motocicletas y autobuses en complicidad con militares asignados para funciones en esa zona fronteriza del país; quienes facilitaban la entrada y salida irregular de indocumentados de nacionalidad haitiana, a cambio de obtener beneficios económicos.

En los 16 allanamientos realizados se encontraron 24 inmigrantes entre ellos, hombres mujeres embarazadas, niños, niñas y adolescentes quienes permanecían en los centros de acopio clandestinos utilizados por la estructura criminal para luego ser trasportados por las diferentes rutas establecidas hacia diferentes provincias del país.

Entre las evidencias ocupadas por los fiscales, a los arrestados que integran la presente estructura criminal, se destacan: documentos, vehículos, motocicletas, armas de fuego, municiones, cargadores para pistolas, dinero en efectivo de diferentes denominaciones (pesos, dólares y gourdes), celulares, computadoras entre otros elementos de pruebas útiles y relevantes vinculados al tráfico ilícito de personas.

El órgano del sistema de justicia explicó que la desarticulación de la organización criminal fue posible por la ardua labor de inteligencia e investigación desarrolla­da en coordinación con los diferentes organismos bajo la dirección de la Procuraduría Especializada Contra el Tráfico Ilícito de Migrantes y Trata de Personas (PETT) y la Fiscalía de Montecristi, conjuntamente con la División Es­pecial de Crímenes Transna­cionales (DEIDET), el apoyo en la ejecución de la operación del Departamento de Investigación de Tráfico Ilícito de Migrantes de la policía Nacional y la ONG Anti Tráfic Beauro Anti-trafficking Bureau (ATB).

Comenta con facebook