El gobernador de Idaho, Brad Little, expresó que las víctimas de este "tiroteo inimaginable" están en sus oraciones y que el estado "está preparado para ayudar al Departamento de Policía de Boise mientras investigan" el suceso.

Redacción Internacional.- Al menos dos personas murieron y otras cuatro resultaron heridas, incluido un oficial de Policía, en un tiroteo en un centro comercial en la ciudad de Boise, situada en el estado de Idaho, en Estados Unidos.

El jefe de Policía de Boise, Ryan Lee, señaló que cuando los agentes llegaron a la escena del tiroteo identificaron a una persona que coincidía con la descripción de un posible sospechoso, por lo que abrieron fuego contra él, recoge la cadena CBS.

El sospechoso respondió de igual modo y en el intercambio de disparos un agente ha resultado herido, aunque finalmente fue detenido el presunto autor del ataque, ocurrido en el centro comercial Towne Square.

Asimismo, la Policía señaló que no tienen sospechas de que hubiese más tiradores involucrados, por lo que creen que ya no hay peligro para la población, aunque la investigación sigue activa.

"Devastador para toda nuestra comunidad".

La alcaldesa de Boise, Lauren McLean, aseguró que ningún ciudadano debería tener que despedirse de sus seres queridos antes de ir a trabajar o ir a comprar. "Innumerables personas se han encontrado en una situación que nunca habrían esperado", apuntó.

De igual modo, el gobernador de Idaho, Brad Little, expresó que las víctimas de este "tiroteo inimaginable" están en sus oraciones y que el estado "está preparado para ayudar al Departamento de Policía de Boise mientras investigan" el suceso.

La empresa propietaria del centro comercial anunció que este martes el lugar permanecerá cerrado al público por "respeto" a la comunidad.

"Esto es devastador para toda nuestra comunidad y nuestros pensamientos están con los familiares y amigos de las víctimas durante este momento", trasladó la compañía en un comunicado, donde apuntó que están trabajando "en estrecha colaboración" con la Policía en la investigación de la "terrible tragedia".