El país forma parte de los 15 países más violentos del mundo, y solamente en la última década contabilizó 60.000 asesinatos, la mayoría en la impunidad.

GUATEMALA.- Al menos tres personas murieron este domingo y otras dos resultaron heridas, todas miembros de la misma familia, en un ataque armado registrado en un departamento ubicado en el centro de Guatemala, según confirmaron los cuerpos de socorro.

El atentado tuvo lugar en la cabecera del departamento de Chimaltenango, unos 50 kilómetros al oeste de la Ciudad de Guatemala, de acuerdo a los Bomberos Municipales Departamentales.

El "incidente armado" dejó tres personas asesinadas "en el lugar", mientras que otras dos personas con heridas de bala fueron trasladas al Hospital Nacional de Chimaltenango, puntualizó la misma fuente.

Los fallecidos fueron identificados como Misael Xicon Lara, Angélica Gómez y Juan José Xicón, según informó la Municipalidad de El Tejar, municipio de Chimaltenango.

El ataque se registró una terminal de venta de ganado, donde los fallecidos y heridos laboraban como comerciantes, como indicaron medios locales.

La Municipalidad de El Tejar lamentó la muerte de las tres personas este domingo, incluido Xicón Lara, quien era presidente del Consejo Comunitario de Desarrollo de su vecindario.

Los Consejos Comunitarios de Desarrollo son comités estatales con fondos públicos establecidos por la ley en Guatemala desde 2002, en busca de coordinar la participación ciudadana en beneficio de cada comunidad.

Guatemala es, de acuerdo a índices de organismos internacionales, uno de los 15 países más violentos del mundo, y solamente en la última década contabilizó 60.000 asesinatos, la mayoría en la impunidad.

El país centroamericano registró un incremento del 17,8 % en homicidios durante 11 meses de 2021, en comparación con el mismo periodo del año pasado, según un informe divulgado en diciembre por la organización humanitaria Grupo de Apoyo Mutuo (GAM).

Las estadísticas del GAM indicaron que entre enero y noviembre de 2021 murieron 3.715 personas por homicidio, mientras que en el mismo período de 2020 fueron 3.152 las víctimas mortales por violencia.