Hoy llegaron los primeros 800 en dos vuelos estadounidenses, que aterrizaron en la base naval de Rota, en el sur de España, y también lo harán en la vecina base de Morón.

Madrid.- El último vuelo del operativo español de evacuación de Afganistán aterrizó este viernes en la base aérea de Torrejón, próxima a Madrid, con 195 pasajeros, entre ellos el embajador y 85 afganos.

Además del embajador, en el avión regresaron otros tres diplomáticos, 20 policías y 82 militares españoles, junto a cuatro militares portugueses; y en cuanto a los 85 afganos, 50 son personas que colaboraron en su país con las fuerzas de la OTAN, 19 trabajaron con los portugueses y 16 con España.

En los últimos días el operativo español logró la salida de 2.200 refugiados afganos, a través de 17 vuelos, 11 de ellos fletados por España en los últimos nueve días.

Los pasajeros del último vuelo de hoy fueron recibidos a pie de pista por el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, y varios ministros.

Tras la salida de Kabul, España afronta con discreción una segunda fase, junto a otros Estados, para rescatar a quienes puedan seguir en peligro.

Aunque España ya no trasladará a más personal desde Afganistán, sí llegarán al país evacuados afganos que colaboraron con Estados Unidos.

Hoy llegaron los primeros 800 en dos vuelos estadounidenses, que aterrizaron en la base naval de Rota, en el sur de España, y también lo harán en la vecina base de Morón.

La llegada de estos evacuados es fruto del acuerdo firmado entre EE.UU. y España, que establece que esas bases militares podrán acoger durante dos semanas a un máximo de 4.000 personas, colaboradores afganos de Estados Unidos.

Estas dos bases se inscriben en el Convenio de Cooperación para la Defensa que tienen ambos países.