SAN FRANCISCO, Estados Unidos.- El camarógrafo estadounidense que contrajo el ébola en Libera podría abandonar la unidad de aislamiento esta semana si las pruebas confirman que ha superado la enfermedad, según informaron hoy los doctores que le atienden.

Ashoka Mukpo, de 33 años, está ingresado en el Centro Médico Nebraska de Omaha (Nebraska) desde el pasado 6 de octubre y, según los médicos que lo tratan, ha experimentado una gran mejoría durante los últimos días.

"Va a tardar un poco en volver a estar recuperado del todo, pero está mejorando. Espero que podamos sacarlo de la unidad de aislamiento esta misma semana", indicó en una rueda de prensa el doctor Mark Rupp, uno de los médicos que le atienden.

Antes de tomar la decisión final que permita a Mukpo abandonar el aislamiento esta semana, los médicos esperan que los resultados de la prueba realizada por los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC) confirmen que el paciente ya no está infectado de ébola.

A Mukpo se le ha tratado con un fármaco experimental y se le han practicado transfusiones de sangre de otro paciente que ya superó la enfermedad.

"Muchas gracias al personal médico del Centro Médico Nebraska. Son gente increíble y he sido muy afortunado al ser tratado por estos profesionales", escribió Mukpo en su cuenta de Twitter.

Ashoka Mukpo trabajaba como colaborador para la cadena de televisión NBC en Monrovia (Liberia) y fue diagnosticado de ébola a principios de octubre en un centro de Médicos Sin Fronteras (MSF) en ese país, tras lo que fue repatriado a EE.UU. e ingresado en el Centro Médico Nebraska.