Fuente externa

MADRID, España.- Una enfermera que atendió en un hospital de Madrid al misionero Manuel García Viejo, fallecido el pasado 25 de septiembre por ébola, ha dado positivo en el primer análisis y se le va a realizar una segunda prueba para confirmar que se ha contagiado por el virus.

Fuentes sanitarias confirmaron a Efe la situación de la enfermera y aseguraron que se ha convocado un gabinete de crisis para analizar este primer contagio en España.

La mujer está ingresada en un hospital de Alcorcón, municipio de la periferia de Madrid.

El religioso Manuel García Viejo, de 69 años, falleció el pasado 25 de septiembre en Madrid por el virus del ébola, del que se infectó cuando trabajaba en un hospital de la orden de San Juan de Dios en la ciudad de Lunsar, en Sierra Leona.

Fue la segunda víctima mortal española, puesto que el 12 de agosto había fallecido otro religioso, Miguel Pajares, de 75 años, que había trabajado como médico en un hospital de Liberia.