Imagen de archivo

QUITO, Ecuador.- Al menos cuatro personas fallecieron y otras dos resultado heridas tras el accidente de una avioneta en la provincia amazónica de Pastaza, en el sureste de Ecuador, informó este miércoles el director de la Aviación Civil, Roberto Yerovi.

El accidente se produjo en la zona de Sarayacu y, según las primeras informaciones, se debió a un fallo en el motor de la aeronave al momento del despegue.

Yerovi, tras aclarar que se trata de información preliminar, indicó en entrevista con la Radio Pública de Ecuador (RPE), que uno de los fallecidos es el capitán Francisco González.

Los heridos, que ya fueron trasladados a un hospital de la ciudad de Puyo, son Hugo Medina, quien aparentemente es un periodista, y una niña que aún no ha sido identificada, señaló Yerovi.

"Parece que falló el motor", reiteró el director de la Aviación Civil al señalar que una Junta Investigadora de Accidentes (JIA) se trasladará al lugar para indagar sobre el siniestro.

La avioneta, de la empresa Aerokashurco, es del tipo "206", que tiene capacidad para entre cuatro y seis pasajeros.

Además, Yerovi comentó que las condiciones de vuelo en la región son difíciles, ya que ese tipo de aeronaves usan pequeñas pistas de no más de 500 metros de longitud, usualmente pertenecientes a las comunidades indígenas que habitan en la región.

El funcionario recordó que otro accidente similar se produjo hace un mes y no descartó la aplicación de "reglas más duras" para minimizar este tipo de sucesos.

Asimismo, agradeció la colaboración de los helicópteros de la Policía en Puyo, que facilitaron el traslado de los heridos y de los miembros de la Junta Investigadora.

El suceso ocurre poco después de que funcionarios del Gobierno acudieran hoy a Sarayacu donde, a nombre del Estado, pidieron disculpas a la comunidad indígena que allí habita, por actividades petroleras desarrolladas hace unos doce años que afectaron su territorio.

Las disculpas del Estado forman parte de la sentencia emitida por la Corte Interamericana de Derechos Humanos (CorteIDH), que aceptó una demanda presentada por el pueblo Sarayaku, por la entrada inconsulta en su territorio de la petrolera argentina Compañía General de Combustibles (CGC).

Unas fuentes periodísticas que cubrieron ese acontecimiento no descartaron que el periodista herido en el accidente sea uno de los que cubrió el acto gubernamental desarrollado en Sarayaku.