REDACCIÓN INTERNACIONAL.- Las delegaciones de Cuba, Bolivia, Ecuador, Costa Rica, Venezuela y Nicaragua no quisieron escuchar al nuevo presidente de Brasil, en su primer discurso en las Naciones Unidas.

Apenas fue anunciado el nombre de Michael Temer, los representantes de estos países presentes en el plenario de las Naciones Unidas, se pararon de sus asientos y se marcharon de la sala.

En su primer discurso ante la Asamblea General de las Naciones Unidas, el nuevo presidente de Brasil, Michel Temer, defendió el juicio político mediante el cual se derrocó a su predecesora Dilma Rousseff.

Los países arriba mencionados sostienen que lo ocurrido en Brasil fue un golpe a la democracia, y que Temer se adueñó del poder en el gigante sudamericano, mediante una usurpación ilegítima."Todo lo que sucedió, sucedió con el respeto absoluto del orden constitucional', dijo Temer en su discurso.

Fuente: cubaviral.com