El ministro de Salud, Óscar Ugarte, expresó este miércoles que es "abominable que alguien pueda negociar con camas UCI" y remarcó que "ahí la sanción tiene que ser drástica", al ofrecer una rueda de prensa sobre este caso.

LIMA.- La Policía Nacional de Perú desarticuló una banda que pedía hasta 82.000 soles (unoPas 20.000 dólares) por una cama en la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI) en un hospital público de Lima para pacientes graves con la COVID-19.

El ministro de Salud, Óscar Ugarte, expresó este miércoles que es "abominable que alguien pueda negociar con camas UCI" y remarcó que "ahí la sanción tiene que ser drástica", al ofrecer una rueda de prensa sobre este caso.

Los integrantes de la banda denominada "Ángeles Negros" son funcionarios del hospital Almenara, administrado por el seguro social Essalud y por lo tanto de acceso gratuito, que estaban a cargo del ingreso de pacientes a las camas UCI.

Ugarte agregó que "el Ministerio de Salud va a contribuir y las nuevas autoridades también" al esclarecimiento de esta denuncia.

La Policía Nacional detuvo la madrugada de este miércoles a nueve personas investigadas por esta denuncia, presentada por la familia de un paciente que requería ser ingresado en la UCI.

Entre los denunciados están el coordinador de la Red de Salud Almenara, Pedro Pino Gonzales, y la tesorera de la organización no gubernamental Donantes de Esperanza, Ana Aróstegui Girano.

El fiscal Reynaldo Abia informó a la prensa que los detenidos cobraron presuntamente 82.000 soles (20.000 dólares) a los familiares de pacientes covid-19 para cambiar el turno de espera y darles prioridad.

"Se ha logrado verificar que este hecho no es aislado, pues ya habíamos tenido otra denuncia anterior en este mismo nosocomio", indicó Abia.

El fiscal añadió que hay comunicaciones que confirman estos hechos y que también se realizó el ingreso de equipos de bioseguridad de manera irregular a ese centro de salud.

La pandemia de la covid-19 desnudó las hondas deficiencias de los sistemas de salud en Perú, pues al inicio de la epidemia sólo se contaba con 100 camas UCI en todo el país.

Los casos graves de covid-19 son derivados a un aproximado de 3.000 camas UCI habilitadas hasta el momento, a nivel nacional, pero hubo momentos de la pandemia en que los pacientes tuvieron que pagar cuentas millonarias en clínicas privadas para poder acceder a esas unidades con ventilación mecánica.

Según el último reporte oficial, la pandemia ha provocado en Perú la muerte de 195.332 personas, con 2.096.013 de casos confirmados y actualmente hay 6.892 pacientes hospitalizados, de los cuales 1.981 están en UCI.