Duerte, que llegó a anunciar hace unos meses que se retiraba de la política, cambió de idea y el pasado noviembre anunció que presentaría su candidatura a senador en los comicios de mayo de 2022.

BANGKOK.- El presidente de Filipinas, Rodrigo Duterte, retiró este martes su candidatura al Senado para las elecciones generales del próximo mayo, lo que supone su retirada de facto de la política nacional.

"El presidente ha presentado su retirada de las elecciones al Senado", indicó en Twitter el portavoz de la Comisión Electoral de Filipinas, James Jimenez.

Según la ley filipina, el jefe del Estado no puede presentarse a la reelección.

Duerte, que llegó a anunciar hace unos meses que se retiraba de la política, cambió de idea y el pasado noviembre anunció que presentaría su candidatura a senador en los comicios de mayo de 2022.

La retirada de Duterte además se produce después de unos meses en los que el presidente llegó a barajar postularse a vicepresidente e incluso se planteaba la posibilidad de una alianza con su hija, Sara Duterte-Carpio, para continuar en el poder.

Sin embargo, Duterte-Carpio decidió el mes pasado concurrir en los comicios como candidata a la vicepresidencia en alianza con Ferdinand "Bongbong" Marcos, aspirante a la presidencia e hijo del fallecido dictador Ferdinand Marcos.

Esto supuso un alejamiento de Duterte-Carpio de su padre, que expresó su apoyo al candidato presidencial Christopher "Bong" Go, pero este se retiró el pasado 30 de noviembre.

Rodrigo Duterte cuenta con un gran respaldo popular en Filipinas, a pesar de que está siendo investigado por la Corte Penal Internacional por supuestos crímenes de lesa humanidad por su sangrienta guerra contra las drogas.

El equipo electoral de Marcos y Duterte-Carpio es el favorito en las encuestas, seguido de la actual vicepresidenta, Leni Robredo, rival de Duterte y que aspira a convertirse en presidenta en 2022.

Los cargos de presidente y vicepresidente se votan por separado en Filipinas, por lo que puede darse el caso de que pertenezcan a distintos partidos y sean rivales políticos.

Otros candidatos a la presidencia en 2022 son el alcalde de Manila, Francisco Domagoso (conocido como Isko Moreno), y la leyenda del boxeo Manny Pacquiao.