Los 220 legisladores demócratas votaron a favor de una ley para crear la comisión, mientras que solo dos republicanos (Liz Cheney y Adam Kinzinger) rompieron filas con el liderazgo de su partido y apoyaron la iniciativa.

REDACCIÓN.- Con la fiera oposición de casi todos los republicanos, la mayoría demócrata de la Cámara de Representantes de EE.UU. logró este miércoles crear un comité para investigar el asalto al Capitolio del 6 de enero por una turba de seguidores del expresidente Donald Trump.

Los 220 legisladores demócratas votaron a favor de una ley para crear la comisión, mientras que solo dos republicanos (Liz Cheney y Adam Kinzinger) rompieron filas con el liderazgo de su partido y apoyaron la iniciativa.

El resto de los conservadores, 190, dijeron "no" a la comisión para investigar el asalto, que dejó cinco muertos y cerca de 140 agentes heridos.

El objetivo del comité será esclarecer por qué ocurrió el asalto, quién es responsable y qué puede hacerse para evitar otro suceso similar.

El 6 de enero, cientos de seguidores del republicano Trump (2017-2021) irrumpieron en la sede del Congreso para impedir que se ratificara la victoria del demócrata Joe Biden en las elecciones de noviembre de 2020, en las que Trump aseguraba sin pruebas que hubo fraude.

"Está claro que el 6 de enero no fue simplemente un ataque contra un edificio, sino un asalto a nuestra democracia", dijo la presidenta de la Cámara de Representantes, la demócrata Nancy Pelosi, en una carta a los miembros del Legislativo antes de la votación.

Pelosi también lamentó que el pasado mes los republicanos del Senado bloquearan la creación de una comisión de carácter independiente, similar a la creada por los atentados del 11 de Septiembre de 2001 y que habría contado con el mismo número demócratas que republicanos.

El ente creado hoy estará compuesto por 13 miembros: ocho nombrados por Pelosi y cinco elegidos por el líder de la minoría republicana en la Cámara de Representantes, Kevin McCarthy, aunque la líder demócrata podrá vetar los nombramientos de su rival.

Ese poder permitirá a Pelosi bloquear la designación de polémicos congresistas como Marjorie Taylor Greene, aliada de Trump y que ha promovido teorías conspirativas sobre el asalto al Capitolio, pero dijo a la CNN que le gustaría ser elegida.

Pelosi, sin embargo, quiere dar un aire bipartidista a la comisión y está considerando usar uno de sus ocho nombramientos para elegir un republicano, de manera que el ente estaría compuesto por siete demócratas y seis republicanos.

McCarthy aún no ha dicho si los republicanos participarán en la comisión, pero hoy recomendó a sus correligionarios que votaran en contra de su creación al considerar que responde a intereses partidistas.

El comité no tendrá una fecha límite para presentar sus hallazgos, de manera que podría acabar influyendo en las elecciones legislativas de noviembre de 2022.

Hace años, los republicanos crearon un comité para investigar a la entonces secretaria de Estado Hillary Clinton por el ataque de 2012 contra el consulado de Bengasi (Libia).

Esa comisión presentó sus hallazgos en plena campaña para las elecciones de 2016, que Clinton perdió frente a Trump.