En los últimos días, la Casa Blanca se ha convertido en foco de Covid-19, con docenas de personas cercanas a Trump dando positivo.

REDACCIÓN INTERNACIONAL.-El presidente Donald Trump debería poder retomar sus “compromisos públicos” a partir del sábado, anunció el jueves el médico de la Casa Blanca, afirmando que el líder estadounidense ha respondido “extremadamente bien” al tratamiento de Covid-19.


“El sábado será el décimo día desde su diagnóstico el jueves, y con base en la trayectoria de los diagnósticos avanzados que el equipo ha estado realizando, anticipo completamente el regreso seguro del presidente a los compromisos públicos en ese momento”, dijo Conley en su más reciente informe sobre el estado de salud de Trump.


“En general, ha respondido extremadamente bien al tratamiento sin evidencia en el examen de efectos terapéuticos adversos”, dijo Conley sobre el primer mandatario.



Desde su diagnóstico, Trump pasó tres días en el hospital antes de regresar a la Casa Blanca el lunes por la noche.


En los últimos días, la Casa Blanca se ha convertido en foco de Covid-19, con docenas de personas cercanas a Trump dando positivo.


Impaciente por retomar su campaña electoral de cara a los comicios del 3 de noviembre y dar la imagen de un presidente en forma, Trump volvió a la Casa Blanca el lunes por la noche y repite desde entonces que se siente muy bien.


El presidente dijo el miércoles que su rápida mejoría se debe al cóctel experimental de la farmacéutica Regeneron y prometió distribuirlo gratuitamente a todos los estadounidenses.


También dijo que su contagio fue “una bendición de Dios” ya que así pudo conocer la enfermedad y los efectos del medicamento.


Trump, de hecho, había anticipado su intención de participar la semana que viene en el debate con el demócrata Joe Biden que estaba programado para el 15 de octubre en Miami, aunque ese cara a cara no parece que se vaya a celebrar.


El candidato presidencial demócrata, Joe Biden. REUTERS/Kevin Lamarque
El candidato presidencial demócrata, Joe Biden. REUTERS/Kevin Lamarque
En cambio, el mandatario adelantó que no participará en el debate si el mismo se lleva adelante de manera virtual.


El jueves, en una entrevista con Fox News, dijo que está convencido de que él no es contagioso porque es un “espécimen físico perfecto”.


Estados Unidos sigue como el país más golpeado en el mundo por la pandemia, con más de 212.000 muertos.