El príncipe Carlos de Inglaterra, primero en la línea de sucesión al trono británico, rindió este sábado tributo a la figura «amada y apreciada»

LONDRES.- El príncipe Carlos de Inglaterra, primero en la línea de sucesión al trono británico, rindió este sábado tributo a la figura «amada y apreciada» de su padre, el duque de Edimburgo, fallecido ayer a los 99 años.

«Como pueden imaginar, mi familia y yo echamos enormemente de menos a mi padre. Era una figura muy amada y apreciada que, puedo imaginar, se habría sentido profundamente conmovido por la cantidad de personas, aquí, en todo el mundo y en la Commonwealth, que comparten nuestra pérdida y nuestra tristeza», afirmó.

En una declaración a los medios frente a su residencia Highgrove House, en el condado inglés de Gloucestershire, Carlos subrayó que el consorte de la reina Isabel II fue «una persona muy especial»