La exlegisladora añadió que le piden a Dios que "le dé mucha fuerza" a su padre porque "es lo que más necesita para poder sobrevivir y resistir frente a esta desilusión".

REDACCIÓN.- La hija mayor del expresidente de Perú Alberto Fujimori, Keiko, aseguró este viernes que no pierde la fe de que su padre sea liberado, horas después de que la Corte Interamericana de Derechos Humanos (CorteIDH) ordenara al Estado peruano que se abstenga de dejarlo en libertad.

En declaraciones a la prensa en la puerta de su casa, la líder opositora afirmó, acompañada de su hermana Sachi, que "estos no son derechos humanos" y calificó el fallo como "absolutamente injusto para una persona enferma y de avanzada edad" a la que causa "muchísimo dolor".

"Siempre guardamos un poquito de esperanza de que la Corte mantuviera la libertad de mi padre, (pero) es la segunda vez que le genera esta profunda desilusión", declaró la tres veces candidata presidencial en referencia a la resolución del 2018, que contribuyó a la anulación del indulto humanitario otorgado en 2017.

Keiko Fujimori agregó que "toda la demora" surgida en Perú para ejecutar la excarcelación de su padre, después de la resolución del Tribunal Constitucional (TC) que restituyó el indulto, "no ha sido casualidad", sino que "parece que ha sido premeditado".

El exmandatario, de 83 años, cumple una sentencia de 25 años de cárcel dictada en 2009 por las matanzas de Barrios Altos y La Cantuta, que provocaron la muerte de 25 personas, así como el secuestro de un periodista y un empresario tras el "autogolpe" de 1992.

La exlegisladora añadió que le piden a Dios que "le dé mucha fuerza" a su padre porque "es lo que más necesita para poder sobrevivir y resistir frente a esta desilusión".

Asimismo, pidió el perdón para "todas las personas que han generado este maltrato" y que "se burlan" de su familia.

"No vamos a perder la fe, vamos a seguir luchando por su libertad", aseguró.

"El Estado del Perú debe abstenerse de implementar la sentencia dictada por el Tribunal Constitucional del Perú el 17 de marzo de 2022, que restituye los efectos al indulto 'por razones humanitarias' concedido a Fujimori el 24 de diciembre de 2017", indica una resolución de la CorteIDH difundida este viernes.

La CorteIDH también requirió al Estado de Perú que presente, a más tardar el próximo 13 de mayo, un informe sobre el cumplimiento de la obligación de investigar, juzgar y sancionar en lo relativo a no ejecutar la sentencia dictada por el Tribunal Constitucional que restituye los efectos al indulto “por razones humanitarias”.