Johannesburgo, Kenia.- Cientos de personas han sido detenidas en los últimos días y al menos 25 condenadas a penas de cárcel por consumir o vender alcohol en Kenia fuera de hora, de acuerdo con una nueva ley que entró en vigor el año pasado y que se ha empezado a aplicar estrictamente desde el inicio de 2011.

Varios de los 25 condenados a seis meses de prisión, sustituible por 355 dólares de multa, han empezado a cumplir la pena, al no poder abonar la sanción económica, relativamente alta en el país, informó hoy el diario Daily Nation.

La mayoría de los condenados eran bebedores de entre 20 y 26 años que consumían alcohol antes de que las cinco de la tarde en los días laborables y cuatro de ellos vendedores, para los que la multa asciende a cerca de 1.900 dólares.

En el tribunal de primera instancia del distrito de Makadara, en Nairobi, el juez Daniel Kinaro, el primero en procesar a consumidores de alcohol fuera de hora, dijo que “debe aplicarse” la Ley, que sólo permite vender y consumir alcohol en lugares públicos de 5 de la tarde a 11 de la noche los días laborables y de 2 de la tarde a 11 de la noche los fines de semana y festivos.

La ley también prohíbe la venta y el consumo de alcohol a menos de 300 metros de centros escolares.

Antes de que la Ley empezara a aplicarse, tanto los expendedores de alcohol locales como la industria turística, una de las principales fuentes de ingresos del país, habían mostrado su oposición a esta norma, que restringe las bebidas alcohólicas también dentro de los horarios de comida.