Hacia las 17.00 hora local (21.00 GMT) de este viernes, el CNH catalogó el fenómeno como depresión tropical, el cual tiene también a Puerto Rico, Islas Vírgenes estadounidenses, Anguila y las Islas Vírgenes británicas bajo vigilancia.

SAN JUAN.- Las Islas de Sotavento, en el área más oriental del Caribe, toman medidas preventivas ante la posible formación de una tormenta tropical en las próximas horas.

El Centro Nacional de Huracanes (CNH) de EE.UU. pronosticó este viernes la previsible formación de una tormenta tropical el sábado cerca de las islas de Antigua y Barbuda, que están bajo vigilancia de tormenta, al igual que San Cristóbal y Nieves y Montserrat, así como Sabas y San Eustaquio, todas ellas parte de la islas de Sotavento, en el Caribe.

Hacia las 17.00 hora local (21.00 GMT) de este viernes, el CNH catalogó el fenómeno como depresión tropical, el cual tiene también a Puerto Rico, Islas Vírgenes estadounidenses, Anguila y las Islas Vírgenes británicas bajo vigilancia.

La previsión es que el sistema podría pasar sobre las Islas de Sotavento la noche del sábado y luego afectar a las Islas Vírgenes y Puerto Rico el domingo.

El sistema presenta vientos máximos sostenidos de 35 millas por hora (55 km/h) y se ubica a unas 840 millas (1.350 kilómetros) al este de las Islas de Sotavento, según el CNH.

El comisionado interino del Negociado para el Manejo de Emergencias y Administración de Desastres (NMEAD) de Puerto Rico, Nino Correa, pidió este viernes prudencia a la ciudadanía después de conocerse el aviso de vigilancia de tormenta tropical.

"El Servicio Nacional de Meteorología -SNM- nos informa que el sistema denominado potencial ciclón 7 podría llegar a nuestra área entre domingo y lunes, por lo que el Centro de Operaciones de Emergencia -COE- ya fue activado. Estaremos trabajando y afinando detalles de los planes para atender cualquier situación que pueda surgir", señaló Correa en un comunicado.

Puerto Rico, que es territorio y Estado Libre Asociado de Estados Unidos, sufrió en 2017 el paso de tres fuertes huracanes que causaron graves daños, en especial el huracán María, que en septiembre de ese año "destrozó" la isla, dejando miles de muertos y devastando las infraestructuras.

En tanto, la Oficina Nacional de Servicios para Desastres (NODS, en inglés) de Antigua y Barbuda informó que se han tomado medidas de cara al paso del sistema por la región.

NODS pidió a los residentes del territorio caribeño que tengan sus planes de preparación para huracanes, ya que la Oficina Meteorológica local emitió una alerta de tormenta tropical para Antigua y Barbuda, lo que significa que las condiciones de tormenta son posibles dentro de las próximas 48 horas.

El Servicio Meteorológico de San Cristóbal y Nieves informó a la ciudadanía de que hay en efecto una vigilancia de tormenta tropical pare ese territorio caribeño y pidió que se tomen medidas de precaución.

La Administración Nacional de Océanos y Atmósfera de EE.UU. (NOAA) dio a conocer en días recientes su pronóstico actualizado para la actual temporada, según el cual en el Atlántico se registrará una actividad por encima del promedio.

La actualización hecha por el Centro de Predicción Climática de la NOAA refleja que este año se pueden registrar entre 15 y 21 tormentas con nombre, de las cuales entre 7 y 10 podrían llegar a la categoría de huracán.

Cerca de alcanzar el ecuador de la actual temporada de huracanes en el Atlántico, que comenzó de forma oficial el 1 de junio, la cuenta hasta la fecha es de seis tormentas tropicales: Ana, Bill, Claudette, Danny, Elsa y Fred. Solo Elsa, formada a comienzos de julio, llegó a ser huracán.