WASHINGTON, Estados Unidos.- La cifra semanal de solicitudes de subsidio por desempleo aumentó en 11.000 y se ubicó la semana pasada en 428.000, la más alta en casi dos meses, según informó hoy el Departamento de Trabajo.

El dato, que superó la expectativa de los analistas de unas 418.000 solicitudes, muestra que continúan las dificultades para encontrar empleo más de dos años después de terminada la recesión económica más profunda y prolongada en Estados Unidos en casi ocho décadas.

El promedio de solicitudes en cuatro semanas subió en 4.000 y se ubicó en 419.500, señaló el Gobierno.

De acuerdo con los datos oficiales en los últimos tres meses, la economía de Estados Unidos ha tenido una ganancia neta de apenas 105.000 puestos de trabajo. Durante la recesión desde diciembre de 2007 a junio de 2009, EE.UU. perdió más de 8,5 millones de empleos.

En un período de recuperación económica, Estados Unidos suele añadir más de 250.000 puestos de trabajo cada mes, y las solicitudes semanales de subsidio por desempleo bajan a menos de 400.000.

En la semana que terminó el 3 de septiembre, la cifra de personas que seguían percibiendo el beneficio pagado por los gobiernos de los estados bajó en 12.000 y se ubicó en 3,73 millones.

El seguro por desempleo cubre, habitualmente, hasta 26 semanas, pero frente a la recesión y la lentitud de la reactivación económica el Gobierno Federal ha extendido los subsidios a millones de trabajadores por períodos de hasta 90 semanas.

En la semana que terminó el 27 de agosto había unos 7,14 millones de personas que percibían algún tipo de subsidio por desempleo, esto es 25.033 menos que en la semana anterior.