El 80 % de las llamadas al servicio de emergencia de los agentes del orden presenta algún componente de salud mental, explicó el alguacil.

Miami.- Antes de quitarse la vida, una mujer mató a sus dos hijos, de 9 meses y 3 años, en su vivienda de la localidad de Land O'Lakes, en el condado de Pasco, en la costa oeste de Florida (EE.UU.), y luego se quitó la vida con un arma de fuego, informaron este jueves las autoridades.

En una rueda de prensa, el alguacil de Pasco, Chris Nocco, pidió hoy a los medios y la gente en la redes sociales que "respeten y den tiempo a la familia" en su duelo tras la "horrible decisión, más allá de horrible", que tomó la madre.

Fue el padre quien, al volver a casa en la tarde del miércoles, halló los cuerpos sin vida de sus dos hijos menores y de su mujer, cuyas identidades no han sido divulgadas.

Las primeras líneas de investigación apuntan a que la pareja había tenido "un par de discusiones" recientes, lo que probablemente llevó a la mujer, "con probables problemas mentales", a cometer el crimen.

El alguacil Nocco hizo una referencia a la preocupante "crisis de salud mental" que enfrenta la comunidad actualmente y a la importancia de hablar alto y claro de este problema tan serio.

El 80 % de las llamadas al servicio de emergencia de los agentes del orden presenta algún componente de salud mental, explicó el alguacil.

"Desafortunadamente, como vimos anoche, en demasiadas de estas tragedias solo se llama a la Policía cuando una crisis se ha convertido en una tragedia, y lo de anoche lo fue absolutamente", resaltó.

Subrayó la importancia de "romper el estigma de hablar de la salud mental, de que es un problema de aplicación de la ley", y reconocer que hay "una crisis de salud mental, de atención medica".