NUEVA YORK, EE.UU.- La mayoría de los 78 simpatizantes del movimiento "Ocupa Wall Street" detenidos durante una manifestación en Nueva York el pasado 24 de septiembre rechazaron este jueves una oferta de la Fiscalía para que les retiren los cargos si no son arrestados de nuevo durante seis meses, por lo que irán finalmente a juicio.

Así lo confirmó a Efe uno de sus abogados, Martin Stolar, quien detalló que 53 de los 78 acusados se negaron a aceptar el acuerdo que les proponía la Fiscalía de Manhattan, mientras que nueve sí lo hicieron y otros 14 no se presentaron ante el juez Neil Ross en el Tribunal Criminal de Manhattan.

Otras dos personas, una de ellas un periodista detenido por error, fueron absueltas, mientras que los 53 que irán finalmente a juicio deberán comparecer de nuevo ante el magistrado el próximo 9 de enero, según el letrado.

Stolar afirmó que los cargos deberían ser retirados sin pacto de por medio porque la "ambigüedad" en la actuación policial fue lo que motivó las detenciones del pasado 24 de septiembre.

Aquel día, 78 manifestantes fueron arrestados por la Policía mientras marchaban por la conocida plaza neoyorquina de Union Square por obstaculizar el tráfico y desacato a la autoridad pese a que, según el letrado, los agentes les habían permitido estar allí.

"Primero les dijeron que podían marchar, y luego les detienen. Es una ambigüedad y un resultado injusto", expresó Stolar.

La Fiscalía de Manhattan señaló en un comunicado que respeta firmemente el derecho de los ciudadanos a la libertad de expresión que garantiza la Primera Enmienda de la Constitución, aunque recordó que también deben velar por el cumplimiento de la ley.

"Estamos comprometidos a revisar el proceso caso por caso y una disposición que encuentre un equilibrio entre los intereses de todas las partes implicadas", apuntó la oficina del fiscal, Cyrus Vance.

Mientras, el movimiento "Ocupa Wall Street" celebró hoy en el parque Zucotti del sur de la ciudad en el que llevan acampados desde el pasado 17 de septiembre, un "juicio popular" contra el banco Goldman Sachs, a su juicio el "mayor responsable de fraude económico y corrupción en EE.UU.".

Unos 300 activistas marcharon después a la sede de la entidad financiera en el sur de Manhattan para entregar una copia del "veredicto" y pedir que su consejero delegado, Lloyd Blankfein, sea encarcelado, y en torno a 16 de ellos fueron detenidos por la policía frente al edificio, confirmó a Efe un portavoz policial.

"Reclamaremos algo que nuestros sistemas legal y judicial no han logrado hasta ahora: la devolución de miles de millones de dólares de los contribuyentes al 99 % y sentencias criminales para los ejecutivos de Goldman Sachs que participaron en la estafa", dijo el movimiento en su página web.

Por otra parte, el alcalde de Nueva York, Michael Bloomberg, criticó a los activistas por hacer justicia por su cuenta dentro del parque Zucotti para evitar llamar a la Policía, después de que un indignado fuera acusado el miércoles de haber intentado abusar de una joven de 18 años dentro de una tienda.

"Si eso realmente está sucediendo, es despreciable", espetó el regidor neoyorquino