Tesla afirma que sus coches no son completamente autónomos y que las funciones de piloto automático y conducción autónoma requieren una “supervisión activa por parte del conductor”.

ESTADOS UNIDOS.- Dos hombres han muerto luego de que el vehículo Tesla en que viajaban se estrellara contra un árbol en Texas. Las autoridades locales creen que no había nadie en el asiento del conductor cuando esto sucedió.

Las autoridades dijeron que el Tesla viajaba a alta velocidad y que no giró correctamente al llegar a un callejón sin salida, saliéndose de la carretera y chocándose contra un árbol, como informó la cadena local KPRC.

Mark Herman, sheriff del distrito, explicó que las autoridades aún estaban investigando si la bolsa de aire del asiento del pasajero delantero se había abierto. También estaban tratando de determinar si el sistema de piloto automático estaba activo en el momento del accidente.

“Nuestra investigación preliminar ha podido determinar que no había nadie al volante de ese vehículo, aunque aun no está del todo completa”, dijo Herman.

El Tesla ardió durante horas, según la cadena KPRC, y las autoridades tuvieron que usar 120.000 litros de agua para extinguir el fuego porque las baterías del automóvil seguían estallando en llamas. Los bomberos incluso tuvieron que llamar a Tesla para preguntarles cómo apagar el fuego causado por las baterías.

En la página de soporte dedicada a este sistema, Tesla afirma que sus coches no son completamente autónomos y que las funciones de piloto automático y conducción autónoma requieren una “supervisión activa por parte del conductor”.